| 06 de Febrero de 2023 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse

“Alicante no va bien”, Carlos Baño llama a la reacción frente a los agravios

El presidente de la Cámara de Comercio advirtió a los políticos en la ‘Noche de la Economía Alicantina’ que “una de cada cuatro personas en la provincia se encuentra en riesgo de pobreza"

| A. Maestre Edición Alicante

Este jueves se ha celebrado en Alicante la ‘Noche de la Economía Alicantina’, una cita que ha reunido a empresarios, economistas, políticos, periodistas y gran parte de la sociedad alicantina y de la Comunidad Valenciana, organizada por la Cámara de Comercio de Alicante en las instalaciones de la EUIPO –la central europea de patentes y marcas-.

El presidente de la Cámara, Carlos Baño, inició su discurso recordando los principios rectores por los que accedió al cargo hace apenas cinco meses “hablando claro y llamando a las cosas por su nombre”, destacó al empezar.

 

Baño advirtió al auditorio que “no se nos puede pedir que no alcemos la voz contra las injusticias o inadmisibles agravios hacia nuestra tierra. No lo voy a admitir venga de donde venga”. “No nos preocupan las encuestas, ni estamos en campaña”.

El dirigente empresarial advirtió que lo que les preocupa y les duele “son los cierres diarios de pequeños negocios, o cómo se ha disparado el número de concursos de acreedores, por encima del 30% tanto a nivel nacional como en nuestra provincia”.

Carlos Baño destacó que “más de 400.000 alicantinos se encuentran en riesgo de pobreza”, prácticamente una de cada cuatro personas que residen en la provincia.

“Alicante no va bien”

“Queridos amigos, Alicante no va bien”. Así se dirigió el presidente de la Cámara de Comercio de Alicante a los asistentes a la ‘Noche de la Economía Alicantina’. Baño alertó de que “las excusas coyunturales no deberían servir para tapar el deterioro estructural que sufre la provincia de Alicante desde hace ya demasiado tiempo”.

Los datos

Carlos Baño desplegó los datos que la Cámara ha recopilado acerca del momento actual: Alicante es hoy la provincia número 43 de las 52 españolas en nivel de renta per cápita. En el año 2000, a comienzos de siglo, nuestro nivel de renta era el 88% de la renta media en España. Hoy, 22 años después, el nivel de renta de Alicante es del 76% de la media del país. Esto es, 12 puntos menos.

En el año 2008, tras años de boom económico, en Alicante trabajaban 786.000 personas. A comienzos de este año, más de dos décadas después, y a las puertas de años que se antojan muy duros, en Alicante trabajan el mismo número de personas.

En la provincia, tenemos más de 140.000 personas en paro y nuestra tasa de desempleo es sistemáticamente mayor que la de  España que, como todos saben, es la mayor de Europa.

Desde 2018, Alicante ha perdido casi 10.000 millones de euros de crédito al sector privado, mientras que en el resto de España se ha incrementado en más de 25.000 millones. Y del apoyo público, los Presupuestos Generales del Estado para 2023 han dejado clara la confianza del Gobierno Central en nuestra provincia.

“Fuera de la agenda política”

Baño lamentó que “hace mucho tiempo que Alicante no está en la agenda política de ningún gobierno de la nación y que las políticas se diseñan sin tenernos en cuenta”.

El presidente cameral reprochó al gobierno de Pedro Sánchez la congelación de las tarifas de los viajes del Imserso “cuando nuestros hoteles, seguramente los más atractivos de España, están todavía sufriendo los efectos de la pandemia y el incremento generalizado de los costes por la inflación”. Destacó la falta de amparo para resolver los problemas que atraviesa el sector exportador con el conflicto del gobierno con Argelia. También reprochó la decisión impuesta por el Ejecutivo Central de cambiar la estación de llegada del AVE a Madrid aumentando el tiempo de viaje, sin más razones que “porque sí”.

Carlos Baño también abordó el último varapalo en una cuestión clave para la supervivencia de la provincia como el trasvase Tajo-Segura. “La falta de agua está asfixiando a nuestro sector hortofrutícola, uno de los más dinámicos de España, y afectando al turismo y al conjunto de sectores productivos”.