| 23 de Junio de 2024 Director Benjamín López

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
El matrimonio sevillano asesinado por ETA, en una foto de familia junto a dos de sus tres hijos.
El matrimonio sevillano asesinado por ETA, en una foto de familia junto a dos de sus tres hijos.

Indignación por el acercamiento de los etarras que mataron a Jiménez Becerril

El traslado del Gobierno de Sánchez de los presos de ETA que mataron al concejal del PP, Alberto Jiménez Becerril, y su esposa, Ascensión García Ortiz, golpea a la sociedad andaluza.

| Manuela Herreros Andalucía

La última decisión del Ministerio del Interior del Gobierno de Pedro Sánchez que sigue otorgando beneficios a los presos de ETA ha provocado la indignación de la sociedad andaluza, tras conocer que los asesinos del matrimonio sevillano formado por el concejal Alberto Jiménez Becerril y la procuradora Ascensión García Ortiz, serán trasladados a cárceles del País Vasco y Navarra.

La Secretaría General de Instituciones Penitenciarias ha aprobado el acercamiento de siete presos de ETA, entre los que se encuentran Mikel Azurmendi y José Luis Barrios, que fueron condenados a 30 años de prisión por los asesinatos del edil popular y su mujer, el 30 de enero de 1998 en la capital hispalense, cuando regresaban a su casa después de cenar.

La política de fin de la dispersión aplicada por el Ejecutivo de PSOE y Podemos desgarra a los familiares de las víctimas que verán como Mikel Azurmendi deja la cárcel de El Dueso en el municipio cántabro de Santoña para ir al País Vasco. Además de los 30 años de prisión por el asesinato del matrimonio sevillano, cumple condena por los asesinatos de Miguel Peralta Utrera, Juan José Hernández Rovira, Francisco Joaquín Martín Moya, César García Contonente y Francisco Veguillas Elices. Condenado a 351 años de prisión también fue responsable del atentado que causó la muerte de Miguel Ángel Ayllón Díaz-González.

El miembro de ETA, Mikel Azurmendi, condenado por el asesinato del matrimonio sevillano.

El otro de los condenados por estos crímenes es José Luis Barrios, que será trasladado de la cárcel de Zuera en Zaragoza con destino a la prisión de Pamplona. En su caso cumple una condena acumulada de 30 años por este crimen y también por matar a Domingo Puente.

Las víctimas claman justicia a Sánchez

Mientras se agrupan en las cárceles del País Vaco y Navarra a los etarras, donde ya son tres de cada cuatro los que cumple condena en prisiones de estas dos comunidades autónomas, las asociaciones de víctimas muestran su profundo rechazo a estas medidas.

Es el caso de la Fundación contra el Terrorismo y la Violencia Alberto Jiménez-Becerril, que ha emitido un comunicado ha expresado su rotunda oposición a este acercamiento de los asesinos del matrimonio a sus lugares de origen. Además, señalan que se aplica esta medida por parte del Ministerio sin que los terroristas hayan mostrado arrepentimiento real, ni hayan colaborado con la Justicia para escalecer los más de 370 crímenes de ETA que no han sido resueltos.

La Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) también se suma al rechazo por los mismos motivos y señala que desde la llegada de Pedro Sánchez al Gobierno a mediados de 2018 se han aprobado 310 traslados de prisiones, correspondientes a 202 etarras. Al País Vasco se han aprobado ya 109 acercamientos y a Navarra otros 19. De ellos, 17 han sido previa progresión al tercer grado y otros siete traslados se han motivado por enfermedad.

El apoyo a los familiares de las víctimas ha llegado hoy también desde el Gobierno andaluz. Su presidente y líder del Partido Popular, Juanma Moreno, ha expresado su oposición a las políticas de acercamiento y ha criticado en su perfil de Twitter las cesiones que realiza Sánchez a las formaciones políticas herederas de ETA para mantenerse en Moncloa: "Cuando nos preguntamos qué cesiones hace el Gobierno de Sánchez a cambio del apoyo de formaciones como EHBildu, aquí tenemos algún indicio. Nos remueve el dolor y espero que los asesinos de ETA cumplan toda su condena".