14 de Julio de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Puerto de Valencia
Puerto de Valencia

El clúster azulejero pierde competitividad por el elevado coste del transporte

El 80% del negocio de los contenedores marítimos está controlado por tres empresas que configuran un oligopolio

La industria cerámica española, como sector que exporta el 75% de sus ventas, está siendo azotada por un fuerte incremento de los costes en el transporte de mercancías por vía marítima,  que ya se ha cuadruplicado, y por la deficiencia en el servicio. Las causas se encuentran en la reducción del número de líneas y en que prácticamente el 80 % del negocio marítimo está en manos de tres empresas que configuran un oligopolio. 

Para un sector como el cerámico, en el que se calcula que dos terceras partes se vende por vía marítima, esta situación vuelve a ser un varapalo para el restablecimiento de la actividad normal exportadora y amenaza con tener graves consecuencias. Las empresas se han enfrentado a una subida sin precedentes en los precios de los fletes, consecuencia, en parte, de la falta de contenedores y equipos, que está generando retrasos y cancelaciones constantes en las cargas.

La actividad exportadora es clave para el impulso de la recuperación económica y el sector azulejero es uno de sus principales actores, con un superávit comercial que alcanzó los 2.720 M€ y contribuyó a reducir el déficit comercial de España en un 8% en 2019. 

La Asociación Española de Fabricantes de Azulejos y Pavimentos Cerámicos (Ascer) ya ha urgido a la Comisión Europea a que investigue la preocupante situación que está atravesando el transporte marítimo de mercancías y a que tome medidas para garantizar el restablecimiento de unas condiciones de mercado justas. En este sentido, comparte y apoya la posición del Consejo Europeo de Cargadores (ESC) que ha solicitado a la Comisión medidas rápidas para que haya transparencia en el mercado y se corrijan los desequilibrios. 

"La economía de la UE, gravemente afectada por la pandemia, se está quedando atrás en tomar medidas, ya que otros países como Estados Unidos, China y Corea han intensificado el seguimiento y han abierto investigaciones ante la situación actual del mercado", denuncian desde ASCER.

De no solucionarse este problema en el corto y medio plazo la industria cerámica española podría correr el riesgo de ser desplazada por otros productores más próximos a sus destinos. Por ello, ASCER reclama que, a corto plazo, se tomen las medidas oportunas para canalizar, de una forma eficiente, la gran afluencia de contenedores que se espera que lleguen al país; y además, que se activen iniciativas a nivel nacional y europeo para revisar el marco regulatorio por el que se rigen los diferentes agentes de la cadena logística a nivel global.