| 16 de Septiembre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Rocío Flores imploró a su madre que le coja el teléfono.
Rocío Flores imploró a su madre que le coja el teléfono.

Vuelco gigante al caso: Rocío Flores implora a su madre que le coja el teléfono

Desde el plató de Ana Rosa la hija de Rocío Carrasco dijo entre lágrimas que este jueves llamó dos veces a su madre sin resultado. "Mamá a tus hijos no te los ha arrancado nadie. ¡Llámanos!"

| Redacción Chismógrafo

En el caso de Rocío Carrasco y su desgarrador testimonio, la situación entre unos y otros protagonistas de la historia dramática de la hija de Rocío Jurado ha llegado a tal punto que quienes la están siguiendo de cerca no pueden descuidarse un minuto sin que todo cambie.

De hecho, este viernes su hija, Rocío Flores, desde la tribuna que le ha dado Ana Rosa Quintana en su programa dio un vuelco gigante a la situación en una impactante llamada desesperada a su madre que pone en vilo todo lo que ha contado hasta ahora Rociíto.

Aunque Rocío Flores dijo la semana pasada que su intención en El Programa de Ana Rosa era solo defender a Olga Moreno en Supervivientes, la emisión de los últimos capítulos de la serie de su madre han sido demasiado para ella.

Este viernes, de hecho, se rompió en directo al pedir públicamente hablar con ella y desvelar que no ha tenido respuesta de su madre a pesar de que la ha llamado por teléfono varias veces en las últimas horas.

Después de analizar la última gala de Supervivientes, donde se pronunció sobre las palabras de Olga Moreno sobre su madre, Ro Flores se rompió y habló por primera vez de Rocío Carrasco: "No voy a entrar ni debatir sobre el documental pero siento la necesidad de explicar cómo me siento, me estoy creando una coraza y no soy así".

De hecho, la joven confesó que no puede soportar mas esta situación: "La presión mediática detrás de mí 24/7, los periodistas haciéndome las mismas preguntas todos los días...". Además añadió que da igual lo que haga porque todo el mundo la critica: "Si me quedo en casa es porque tengo miedo, si vengo es porque no tengo sentimientos".

"Tengo sentimientos y no son pocos, solo quiero explicar que se juzga y se prejuzga, las cosas no son así y es la realidad", dijo con la voz rota. Rocío Flores, visiblemente emocionada, se abrió en canal ante la audiencia: "Me siento mal, me siento destrozada, creo que esto es muy injusto, hay otra persona que está sufriendo que se llama David Flores".

Ya que estaba sin sinceró del todo y sobre todo lo que se ha estado diciendo estos días: "En mi casa jamás en la vida se ha generado odio hacia mi madre, es la realidad... no puedo más, se habla de que estoy manipulada, tengo 25 años, soy una persona que tengo mi propio criterio".

Rocío Flores desmintió que nunca se haya puesto en contacto con su madre: la llamó en diciembre y este jueves volvió a hacerlos dos veces y no le cogió el teléfono



"Conozco perfectamente a mi madre, mejor que nadie, sé lo que he vivido en casa de mi madre; conozco perfectamente a mi padre y sé lo que he vivido en casa a de mi padre", explicó la joven.

También quiso negar que nunca se haya puesto en contacto con su madre: "Eso es mentira, el 3 de diciembre vuelvo a llamar a mi madre, ayer (este mismo jueves) llamé a mi madre dos veces y no me lo cogió, veo que la única forma de poder contactar es públicamente".

En una llamada desesperada a su madre en directo, Ro Flores espetó mirando a cámara: "Vamos a aclarar las cosas, no puedo más"

Con lágrimas en los ojos, intentando no deshacerse, imploró mirando a cámara: "Te lo digo a ti, mamá, lo he intentado por activa y pasiva, he intentado contactar en privado. Mi hermano David Flores está sufriendo. Vamos a aclarar las cosas, no puedo más".

Por si fuera poco contradijo las palabras que su madre ha estado vertiendo durante todas estas semanas de serie asegurando que a sus hijos se los habían arrebatado: "Mamá, a tus hijos no te los ha arrancado nadie, estamos aquí, levanta el teléfono, llámanos, siéntate con nosotros, habla con nosotros en casa, vamos a aclarar las cosas, no quiero más dolor, ya no puedo más".