23 de Julio de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Pedro Sánchez este viernes en los laboratorios de Rovi en Granada.
Pedro Sánchez este viernes en los laboratorios de Rovi en Granada.

Sánchez visita más farmacéuticas en un mes que hospitales en toda la pandemia

El presidente cree haber encontrado en las vacunas el antídoto a la caída de su imagen. "España va en línea recta a la inmunidad de grupo", afirmó este viernes desde los laboratorios Rovi.

| Ana Martín España

 

"Vacunar, vacunar, vacunar". Es el eslogan que pregona Pedro Sánchez desde hace semanas y la estrategia a la que ha fiado toda la recuperación tras el caótico fin del estado de alarma. 

El presidente del Gobierno cree haber encontrado en las vacunas el antídoto a la caída en picado de su imagen, motivada por una ciudadanía que desaprueba -en términos generales- su gestión de la pandemia.

De hecho, los pésimos resultados del PSOE en las elecciones madrileñas -"rotundamente malos", reconoció él- se han interpretado como una moción de censura parcial al timonel del barco. 

En el último mes, Sánchez ha visitado tres laboratorios, convirtiéndolos en el principal decorado de su mensaje de optimismo. Y eso que es la Unión Europea la que suministra las vacunas a España y las comunidades autonómicas las que las inyectan a la población.

De hecho, en lo que del Gobierno depende, los presidentes regionales sigue demandando al Ministerio de Sanidad que aclare de una vez qué hacer con la segunda dosis de AstraZeneca a los menores de 60 años, a la espera de los resultados de un ensayo clínico del Instituto de Salud Carlos III.

Este viernes el consejero de Salud Pública de la Comunidad de Madrid, Antonio Zapatero, envió un ultimátum: o les dan una solución o a partir del próximo jueves inocularán la segunda dosis a los más de 14.000 madrileños que deben recibirla ya.

De eso no habla Sánchez, que este mismo viernes se desplazó a Granada para conocer in situ los laboratorios Rovi, donde se fabrica el principio activo de la vacuna Moderna.

Desde allí el presidente del Ejecutivo se felicitó nuevamente: "España -afirmó- va en línea recta a la inmunidad de grupo". También presumió de que estamos "a la cabeza en vacunación en Europa", con más de 21 millones de dosis administradas. 

El 28 de abril Sánchez visitó el Centro de Investigación Básica de la farmacéutica Janssen Cilag, en Toledo, cinco días después de que se empezase a suministrar en España esta vacuna monodosis. 

Sánchez en las instalaciones de Janssen Cilag en Toledo.

 

El 16 de abril viajó a Amer, en la provincia de Gerona, para visitar la farmacéutica Hipra, donde se investiga una nueva vacuna contra el Covid-19 marca España. Se llevó un séquito de 12 coches oficiales y dos ministros, los de Sanidad y de Ciencia e Innovación, Carolina Darias y Pedro Duque

En toda la pandemia, por contra, ha visitado un único hospital, La Paz, y ya bien entrado noviembre, después de ocho meses de pesadilla.

Sin noticias del debate

"Vacunar, vacunar, vacunar", insiste el coro gubernamental. De hecho el presidente quiere esperar a que la vacunación avance para celebrar el Debate sobre el Estado de la Nación que Pablo Casado le reclama desde el 4-M y que no tiene visos de ser convocado en lo que queda de curso político.

Para finales de agosto el presidente cuenta con tener al 70% de la población vacunada, la famosa inmunidad de grupo. Hasta entonces, el guión está claro.