| 17 de Enero de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
El coordinador general de EH Bildu, Arnaldo Otegi
El coordinador general de EH Bildu, Arnaldo Otegi

El PP ve gato encerrado en el fin de los homenajes y los presos lo confirman

Tanto la oposición como las asociaciones de víctimas creen que la izquierda abertzale busca beneficios para los reclusos de la banda y éstos ya se han pronunciado.

| Andrea Jiménez España

 

El anuncio de los de ETA de dejar de realizar recibimientos en público ha levantado todo tipo de recelos. Ni la oposición ni las víctimas terminan de creérselo y esperarán a ver cómo se suceden los acontecimientos, aunque desde el PP vasco a apuntan que el anuncio tiene 'trampa' y Sánchez forma parte de ella. Su presidente, Carlos Iturgaiz, cree que la izquierda abertzale "pasa a privados" los homenajes para lograr del presidente del Gobierno la excarcelación de los reclusos. De momento, los presos, ya piden "empatía" y "reciprocidad".

Iturgaiz ha realizado estas declaraciones después de que el colectivo de presos de ETA, EPPK, haya anunciado en un comunicado su deseo de que los recibimientos a los presos de la banda excarcelados se desarrollen de forma "privada y discreta" cuando lleguen a sus localidades o en la misma salida de las cárceles.

Para el líder de los populares vascos, esto demuestra que "el pacto Sánchez-Otegi" de "presos por presupuestos, avanza". "Lo dicho por Otegi en Eibar se activa, pasan a privados los vomitivos recibimientos y así conseguir de Sánchez la excarcelación de asesinos etarras y blanquearles", ha indicado.

Por ello, a través de las redes sociales, ha vuelto a insistir en que el presidente del Gobierno del PSOE y el coordinador de EH Bildu no tienen "escrúpulos" ni Bildu respeto a las víctimas.

 

También desde UPN ven el comunicado como una estrategia de la izquierda abertzale. El alcalde de Pamplona, Enrique Maya, considera que es "una estrategia de blanqueo". "Ahora les viene bien dar esa imagen porque Bildu está controlando el Gobierno de España y el de Navarra, hay una estrategia de blanqueo, de hacer ver que ETA ya pasó y que no quieren hacer daño a las víctimas".

"Yo creo que lo que tienen que hacer es colaborar en el esclarecimiento de los asesinatos de ETA, que es lo que reclaman las víctimas", ha añadido Maya, tras recordar que hay más de 300 "crímenes que no se sabe quién los ha perpetrado" y que "tienen muchísimo camino por recorrer todavía" hasta que la situación se normalice.

Los presos de ETA se destapan y piden que una contraprestación tras anunciar el fin de los homenajes:  "Empatía" y "reciprocidad" con los reclusos de la banda terrorista

Pero han sido los responsables de la red de defensa de los derechos de los presos de ETA, Sare, los que han mostrado sus cartas y pedido "empatía" y "reciprocidad" con los presos de ETA tras anunciar el fin de los 'ongi etorri' o recibimientos en público a los exreclusos de la banda terrorista. En este sentido, piden que "la misma voluntad de avanzar en la convivencia se vea reflejada en quienes hoy todavía mantienen una política penitenciaria de excepción que tanto daño está ocasionando a estos presos".

Según esta red de defensa de los derechos de los presos de ETA, la decisión de los reclusos es "un sólido ejercicio de empatía" y "una aportación importante en el camino hacia la convivencia". Este colectivo ha afirmado que el País Vasco padece "múltiples vivencias y sufrimientos", y que la "clave" para superar esta situación es "la búsqueda del equilibrio entre todas ellas".

De esa forma, a través de un comunicado, ha manifestado que "a todos corresponde actuar con responsabilidad y empatía", con el fin de "posibilitar ese equilibrio". "Está en manos de todos y todas seguir dando pasos hacia adelante", ha añadido.

 

De hecho, Otegi intenta seguir sumando puntos para lograr sus objetivos y ha considerado que la petición del colectivo de presos de ETA para que se reciba de forma "privada y discreta" a los miembros de la banda excarcelados, es una aportación "indudable" para la convivencia democrática.

 "Construir puentes y no trincheras es una condición indispensable para la convivencia democrática. La decisión política hecha pública hoy por EPPK es una aportación de indudable significado y valor en esa dirección", ha dicho Otegi en las redes sociales.

Escepticismo entre las víctimas

Sin embargo, en el seno de las víctimas de ETA se ha recibido el comunicado con enormes recelos. El Colectivo de Víctimas del Terrorismo, Covite, ha valorado positivamente que el colectivo de presos de ETA EPPK afirme que van a renunciar a hacer 'ongi etorris' a los reclusos a su salida de prisión, pero remarca que "no queremos palabras, sino hechos". 

La presidenta de Covite, Consuelo Ordóñez, les ha reclamado que "dejen de llamar presos políticos a los asesinos de nuestros familiares, que dejen de exigir su impunidad en multitudinarias manifestaciones, que saquen a ETA del espacio público, de las calles de todos y no hagan pintadas, pancartas, de exaltación a ETA, y que dejen de homenajear también a etarras fallecidos".

Por otra parte, Covite ha tachado de "cínico" el comunicado del EPPK, ya que en él acusan a las víctimas de "buscar la venganza con voluntad de imponer un relato falaz que distorsione el conflicto", así como "la confrontación en vez de la convivencia". 

Covite: "Que nadie espere que ahora les tengamos que dar las gracias por dejar de homenajear públicamente a asesinos y terroristas"

En este sentido, han acusado a la izquierda abertzale de haber hecho esta declaración "por un cálculo estratégico y no por una reflexión ética", por lo que ha pedido que "nadie espere que ahora les tengamos que dar las gracias por dejar de homenajear públicamente a asesinos y terroristas".

En el mismo sentido se han manifestado el resto de asociaciones de víctimas. La Asociación Víctimas del Terrorismo que celebraba este martes su Congreso del 40 aniversario, también recela del comunicado y asegura que llega tarde.

Maite Araluce, presidenta de la AVT, considera que "no era normal que en una sociedad sana hubiera estos actos", por lo que "es un alivio a las víctimas pero es una decisión que llega tarde. Para conseguir la normalidad en el País Vasco y realmente para que las víctimas descansemos tranquilas deberían colaborar con la justicia para resolver casos sin resolver", ha señalado.

Más hechos y menos palabras

Desde la AVT han pedido "más hechos y menos palabras", subrayando que el contexto en el que se ha publicado este comunicado del colectivo de presos de ETA sigue utilizando un lenguaje en el que se justifica la violencia. La asociación es muy crítica con que el Gobierno se apoye en EH Bildu y ha denunciado un pacto de "presos por presupuestos".

Y es que, parece que la izquierda abertzale está midiendo los tiempos a la hora de realizar determinados gestos. Su peso creciente en el Ejecutivo, además de su normalización en el gobierno navarro y su aceptación de los Presupuestos vascos, van en esa dirección y consideran que la eliminación de los recibimientos podría ayudar a conseguir sus objetivos.

EuropaPress_4116424_vicesecretario_general_portavoz_nacional_cs_edmundo_bal_interviene_rueda

El portavoz de Ciudadanos, Edmundo Bal

Además, lo han hecho en un momento clave pues este mismo martes, el Congreso de los Diputados se prepara para debatir la propuesta de Ciudadanos para ampliar la protección a las víctimas del terrorismo y aumentar el castigo por la organización de homenajes a etarras. Sin embargo, la formación naranja ya asume que el PSOE, Unidas Podemos y sus socios independentistas votarán en contra e impedirán su tramitación.

 El portavoz de Ciudadanos, Edmundo Bal, ha descalificado como un "papelucho" y "un panfleto" el documento de los presos de ETA prometiendo no promover homenajes públicos a los reclusos que salen de prisión y cree que se trata de "un favorcete" de "los amigos de Otegi" al presidente Pedro Sánchez.

Bal está convencido de que, si la iniciativa de Ciudadanos no estuviera en el orden del día del Congreso, "ni siquiera existiría este papelucho". En ese sentido, ha dicho que su partido no va a "aplaudir" ese comunicado, que considera "una excusa" y "una trampa para que el PSOE rechace su ley. "No nos vamos a creer la palabra de unos asesinos -ha afirmado-. Los etarras no tienen palabra, no nos la creemos, pero Sánchez no tiene vergüenza".Imprimir