| 25 de Mayo de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Alfonso Rueda, ante Feijóo, nuevo presidente de Galicia
Alfonso Rueda, ante Feijóo, nuevo presidente de Galicia

Rueda completa el "repoker" de Feijóo junto a Ayuso, Moreno, Mañueco y Miras

El poder territorial del nuevo PP ha quedado renovado este jueves con el relevo en la Xunta y la investidura del nuevo presidente de Galicia. Que refuerza el proyecto nacional de Génova 13.

| Enrique Martínez España

Alfonso Rueda Valenzuela ya es el presidente de la Xunta de Galicia tras 13 años de liderazgo y mayorías absolutas del actual líder nacional del PP, Alberto Núñez Feijóo.

El pontevedrés ha sido elegido sexto presidente de Galicia con el "sí" de los 41 diputados populares del parlamento gallego. Con esta elección y el próximo congreso del PP de Madrid este 20 de mayo, Feijóo culmina la paz territorial de los principales barones que gobiernan en el PP tras la convulsa etapa de Casado-García Egea.

"La nueva etapa no estará marcada por la ruptura. Será continuidad de la buena. No hay razón para bruscas sacudidas", ha dicho Alfonso Rueda en su discurso antes de ser investido presidente. En Galicia, Feijóo logra colocar a un sucesor de máxima confianza, colaborador estrecho desde sus inicios como presidente, y una transición pacífica en una de las comunidades clave para el poder territorial del PP.

Con la renovación en su tierra, Feijóo logra en un tiempo récord apagar varios fuegos que vienen de la etapa anterior que presidía Pablo Casado. El principal: la batalla con la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso.

La semana que viene la presidenta madrileña se hará con las riendas del partido en Madrid, arropada y con el visto bueno de Feijóo y de la militancia -un respaldo del 99,7%- y cerrando una de las heridas que más a desangrado a los populares en los últimos meses. 

Junto con Rueda y Ayuso, el nuevo presidente del PP también ha logrado encarar el pacto de gobierno de Alfonso Fernández Mañueco con total normalidad de forma que la izquierda no haya sacado rédito electoral del mismo ni tampoco Vox lo haya capitalizado. Tras una etapa en la que Casado incluso llegó a intentar boicotear el acuerdo ante el PP europeo, el nuevo presidente del PP demuestra que en Castilla y León las cosas funcionan y entierra el hacha de guerra con el presidente castellano-leonés con el que la anterior dirección también mantenía divergencias.

 

En Andalucía, a la espera del resultado de las elecciones del 19 de junio, Feijóo otorga a Juanma Moreno Bonilla su total confianza -la apuesta de Elías Bendodo, mano derecha de Moreno, como número 3 del PP es buena muestra de ello- y le da plena autonomía para confeccionar su proyecto de partido y su liderazgo tras las tensiones pasadas vividas entre el Palacio de San Telmo y Génova por el intento del ex secretario general, Teodoro García Egea, de meter mano en algunas provincias del PP andaluz.

El otro barón del PP, el murciano Fernado López Miras, el más cercano a la anterior dirección de Casado, ha logrado desprenderse del sambenito de estrecho colaborador de García Egea y encara una nueva etapa con el favor del líder del PP.

Ahora, una vez resuelto el puzzle de la sucesión en Galicia y el congreso del PP de Madrid, Feijóo aún tiene que afrontar algunas renovaciones del PP como la de Extremadura o ver qué hace en territorios como País Vasco y Cataluña. Pero eso sí, ya con la paz territorial de los barones, respetando su autonomía y en colaboración con ellos.