| 11 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Pedro Sánchez
Pedro Sánchez

Sánchez pone en marcha su maquinaria ideológica ante el miedo a las encuestas

El Gobierno ha pisado el acelerador aprobando medidas con mucha carga política para su electorado con la intención de hacer olvidar cuanto antes los indultos.

| Andrea Jiménez España

Pedro Sánchez ha pisado el acelerador poniendo en marcha sus medidas más ideológicas ante la caída de las encuestas provocada, en gran parte, por el rechazo de la sociedad española ante los indultos a los secesionistas que siguen amenazando con volverlo a hacer. El Gobierno busca 'reenamorar' al electorado que llevó al presidente a La Moncloa y una muestra de ello es la agenda del Consejo de Ministros de este martes.

La aprobación del proyecto de Ley de Garantías de la Libertad Sexual, la llamada ley del solo sí es sí, dará inicio a su posterior tramitación parlamentaria en el Congreso de los Diputados, tras más de un año desde que se anunciara, lo que generó posiblemente el primer gran cisma en el seno del Ejecutivo con Carmen Calvo e Irene Montero como protagonistas, en su pelea por envolverse en la bandera feminista.

 El texto que llega ahora al Gobierno cuenta con una nueva definición de consentimiento "en positivo", tras los informes del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y el Consejo de Estado, que han enmendado el anteproyecto presentado por Montero, que estaba lleno de deficiencias jurídicas en su redacción inicial.

De hecho, el enfado en Podemos fue de tal magnitud, después de que se aireasen tales deficiencias que hasta  Pablo Iglesias salió al paso para asegurar que "en las excusas técnicas hay mucho machista frustrado", en clara referencia al ministro de Justicia.

Sin embargo, ahora la redacción será: "Solo se entenderá que hay consentimiento cuando se haya manifestado libremente mediante actos que, en atención a las circunstancias del caso, expresen de manera clara la voluntad de la persona".

Desde el departamento que dirige Irene Montero indican que, cuando entre en vigor la norma, las víctimas "ya no tendrán que acreditar que se han resistido o que ha habido violencia". De esta forma, se entiende que "todo acto sexual sin consentimiento será agresión" y se "eliminan" los abusos sexuales del Código Penal.

Las pensiones y los funcionarios

Pero además, de esta norma, el Consejo de Ministros también dará luz verde este martes al acuerdo para reducir la temporalidad en las administraciones públicas que firmaron ayer el Ministerio de Política Territorial y Función Pública y los sindicatos más representativos del sector.

Un acuerdo que permitirá que más de 300.000 plazas estructurales ocupadas por interinos se convertirán en fijas antes del 31 de diciembre de 2024 como fecha límite improrrogable. Los procesos se desarrollarán a través de concurso-oposición y  quienes no lo superen tendrán una compensación económica de 20 días de sus retribuciones fijas por año trabajado, hasta un máximo de 12 mensualidades.

Pero al margen de esto, lo que supone este acuerdo es evitar una revuelta de los sindicatos y trasladar una presión a la calle que el Gobierno intenta evitar a toda costa, al igual que ha ocurrido con el actual pacto para la reforma de las pensiones.

La reforma de las pensiones deja para más adelante las medidas más controvertidas

Una reforma a medio gas que deja para más adelante las cuestiones más controvertidas como la ampliación del periodo de cálculo de la cuantía, que supondrá un recorte encubierto o el mecanismo de ajuste intergeneracional, avanzado por el ministro del ramo, José Luis Escrivá y sobre el que tuvo que retractarse.

Pero además, Sánchez aún tiene otras cuestiones pendientes en la recámara que hagan olvidar los indultos y permitan encarar el nuevo curso congraciándose con su electorado. La subida del SMI es una de ellas. Yolanda Díaz ya ha pedido "valentía" a Sánchez para acometerlo, pese a la oposición de la patronal y las reservas mostradas en público por el ala económica del Gobierno, encabezada por Nadia Calviño.

Y también está pendiente la que será una de las guindas del pastel, la Ley de Memoria Democrática que Carmen Calvo sigue mimando y defendiendo pese a las reticencias de los jueces. La viecepresidenta avanzó que estaría en el primer semestre de este 2021 y si todo sale como está previsto, Sánchez se irá de vacaciones hablando de Franco y no de Junqueras.