| 14 de Junio de 2024 Director Benjamín López

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
Pedro Sánchez juega al baloncesto en silla de ruedas
Pedro Sánchez juega al baloncesto en silla de ruedas

De la petanca al baloncesto: Sánchez vuelve a su propaganda a lo Trudeau

El presidente del Gobierno lleva varios actos de efecto para intentar vender una imagen cercana. La última, un partido de basket en silla de ruedas por la reforma del artículo 49

| Enrique Martínez España

Un día sale a correr por la isla de La Palma, otro juega a la petanca con jubilados y al siguiente un partido en baloncesto en silla de ruedas. No es la agenda de la primera dama de Estados Unidos, sino las últimas apariciones del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para intentar vender una imagen más cercana en un momento en el que las encuestas no le favorecen.

El último golpe de efecto de Pedro Sánchez, o acto propagandístico según se mire, ha sido el partido de baloncesto en silla de ruedas con un grupo de discapacitados físicos. Sánchez, que fue jugador de baloncesto en su juventud, ha desempolvado esta afición y se ha subido a la silla de ruedas con el número 49 en la camiseta en alusión a la reforma de este artículo de la Constitución -pactada por PP y PSOE- para eliminar el término “disminuido”.

El partido de basket, convenientemente vendido por Moncloa a los medios de comunicación y por el propio Pedro Sánchez en sus redes sociales, se suma a una lista de actos que el presidente está protagonizando para trasladar una imagen espontánea, desde el running por La Palma al partido de petanca con jubilados que resultaron ser militantes del PSOE.

Esta estrategia de comunicación Pedro Sánchez, que es una copia de la que desarrollan otros presidentes como el de Canadá, Justin Trudeau, no es nueva, la practicó en sus inicios en Moncloa -con escenas como estar con su perro o corriendo por el palacio presidencial- cuando Iván Redondo era su todopoderoso asesor político y jefe de gabinete.

Ahora, Pedro Sánchez vuelve a las andadas en comunicación para reflotar su imagen de cara al año electoral crucial que vamos a vivir en los próximos meses. La pregunta es si lo conseguirá o no... y cuál va a ser su próximo golpe de efecto.