10 de Mayo de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Pablo Casado y el candidato del PP a la Generalitat, Alejandro Fernández.

La campaña del PP catalán se tambalea ante Vox tras la dimisión del número dos

La presión sobre Casado para evitar un sorpasso de los de Abascal aumenta. El secretario general del PPC se marcha a tres días del arranque oficial, investigado por presunta agresión sexual.

| Ana Martín España

 

La dimisión del secretario general del PP catalán, Daniel Serrano, a tres días de que arranque oficialmente la campaña electoral ha caído como un bombazo en las filas populares. Porque el partido de Pablo Casado está luchando a brazo partido para evitar ser sorpassado por Vox en las urnas del 14 de febrero, y cualquier paso en falso puede ser definitivo. 

Serrano se marcha después de trascender que el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña le investiga por una presunta agresión sexual a una compañera de partido en el año 2016 que inicialmente investigó un juzgado de Instrucción. Pero al tratarse de un aforado, de un diputado autonómico, la denuncia fue derivada al TSJC.   

A pesar de que Serrano declaró como imputado a finales de diciembre, no solo lo ha mantenido oculto todo este tiempo sino que el líder del PPC y candidato a la Generalitat, Alejandro Fernández, le incluyó en las listas electorales. De número cuatro además, un puesto de salida. Por detrás de la anterior líder de Cs en Cataluña y ahora reconvertida en pareja electoral de Fernández, Lorena Roldán; y de Eva Parera, hasta ahora mano derecha de Manuel Valls en el Ayuntamiento de Barcelona.

El caso de Serrano ha acabado estallando en las manos del PPC y del propio Pablo Casado después de que El Mundo lo destapara este fin de semana. Según un comunicado que envió el acusado el domingo,  "los hechos son falsos y responden a una extorsión en base a un chantaje que se hace público en plena campaña para erosionar mi imagen".

Daniel Serrano en la foto oficial de su candidatura.

 

En cualquier caso este lunes a media mañana el PP ha enviado un comunicado informando de que Serrano abandona sus responsabilidades orgánicas y electorales, "para preparar su defensa y poder demostrar así su inocencia". Y comunica además que, "siguiendo con la ejemplaridad que desde la dirección del partido se ejerce y exige siempre", el Comité de Derechos y Garantías del PP le ha abierto un expediente informativo.

La noticia ha aumentado la presión sobre el PP, que mira por el rabillo del ojo a Vox. Este lunes una encuesta de NC Report para La Razón pronostica que Alejandro Fernández obtendrá ocho escaños e Ignacio Garriga, siete, con una diferencia de voto de solo siete décimas (6,7% frente a 6%). Pero la semana pasada el CIS de Tezanos auguraba -con todas las cautelas- que Santiago Abascal sí superará al PPC. 

Vox lleva meses ansiando quedar por delante del PP en Cataluña para, como ya informó ESdiario en noviembre,  porque creen que de conseguirlo el impacto en las encuestas nacionales puede ser "demoledor" para los de Casado. Desde las filas de Abascal aseguran que es "mucho más factible" ganar al PP en Cataluña de lo que en diciembre de 2018 lo era tener un buen resultado en Andalucía y enviar al PSOE a la oposición. Y aquello sucedió.

En cualquier caso, Casado se está volcando con la campaña del PPC. "Cometimos el error de hablar de Cataluña solo por el procés, vengo a ser útil", declara este lunes en una entrevista en La Vanguardia