| 05 de Octubre de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Pedro Sánchez en su entrevista con Xavier Fortes
Pedro Sánchez en su entrevista con Xavier Fortes

Sánchez dice que no va a topar alimentos y corrige a Podemos con las hipotecas

El presidente llama a la responsabilidad para contener los precios sin poner un límite en una entrevista en TVE ofreciendo su faceta más moderada.

| E. M. España

Desde el plató de La Moncloa y con la emisión en todos los canales de Radio Televisión Española, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha hecho una oda a su buen hacer con la crisis energética y de inflación en una entrevista con Xavier Fortes con un tono más moderado y concialiador frente a la agresividad verbal exhibida en su reciente debate del Senado.

Sánchez ha reconocido que el Gobierno no va a topar -fijar un tope- al precio de los alimentos tal y como defiende la vicepresidenta Yolanda Díaz, aunque no ha querido dejar en la estacada a su número tres y ha alabado su trabajo en materias como la reforma laboral.

Pero ha sido mucho más explícito con la última propuesta de Podemos para topar las hipotecas. Ha replicado que "los topes a las hipotecas" que proponen desde la cúpula morada"no están permitidos" en "el tratado de la Unión Europea", aunque ha asegurado que comparte el "análisis" de su socio de coalición.

"Los topes a las hipotecas no están permitidos en el tratado de la UE", ha zanjado Sánchez aunque ha dicho que comparte el "análisis" de Podemos y el sindicato UGT de que "el endurecimiento de la política monetaria", algo que, a su juicio, es "necesario para controlar la evolución de la inflación", no se debe trasladar a "un aumento de las hipotecas" que ponga "en dificultades" a las familias que ya están sufriendo el alza de los precios.

El presidente del Gobierno incluso ha asegurado sobre la reforma energética presentada por el PP que “todas las propuestas las vamos a estudiar si llegan, sobre todo si llegan del partido de la oposición” pero ha insistido en vincular a los de Feijóo con las empresas energéticas.

 

Sánchez no ha dejado de repetir que el Gobierno tiene como prioridad “defender a la clase media trabajadora” como principal argumento, además de apelar varias veces a “la guerra de Putin” como responsable de los problemas. Incluso se ha echado flores porque según él “salvo una invasión zombi este Gobierno ha tenido que enfrentarse a situaciones inéditas”.

El presidente, pese a atacar a las grandes empresas, ha utilizado un tono menos agresivo que en el Senado señalando que “no tiene en nada en contra de las grandes empresas y energéticas, pero que en las crisis algunas se benefician, y que es hora de que arrimen el hombro”.

Sobre el indulto de Griñán, ha lanzado balones fuera con que “no conocemos el contenido de la sentencia, que fue discutida” y sobre la presencia del Rey Emérito en el funeral de Isabel II, se ha justificado en que “está coordinado con Casa Real y la delegación de España la encabeza Felipe VI” sin entrar en polémicas con la Corona.