| 25 de Abril de 2024 Director Benjamín López

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
José Luis Ábalos en los pasillos del Congreso
José Luis Ábalos en los pasillos del Congreso

Ábalos balbucea y se bloquea ante periodistas: Ya me gustaría dar explicaciones

El exministro usa la vieja estrategia del sorprendido y se declara estupefacto por la detención de su antigua mano derecha, Koldo Garcia Izaguirre. Aunque el personaje tiene su pasado negro.

| Miguel Blasco España

Pese a su condena por agresión hace tiempo por la que fue indultado y su oscuro papel en un viaje a Canarias del entonces ministro de Fomento -pagado con billetes de 500 euros- el nuevo escándalo del asesorísmo de José Luis Ábalos, Koldo García Izaguirre, (detenido este miércoles por la Guardia Civil) ha pillado por sopresa a su gran mentor y protector.

Ábalos se ha declarado "estupefacto" y "muy decepcionado" por la detención del que fuera su mano derecha por un supuesto cobro de comisiones en contratos durante la pandemia de Covid, y en todo caso ha defendido su gestión al frente del Ministerio de Transportes.

Ábalos se declara en shock: "No tengo ni idea, es que me he enterado ahora. Me he quedado estupefacto. Me gustaría poder dar explicaciones, pero no tengo más información que lo que he leído".

Koldo García ha sido detenido por la Guardia Civil en una investigación sobre mordidas en contratos de material anticovid para los ministerios de Transportes e Interior, así como para comunidades autónomas como Baleares y Canarias, según han informado fuentes de la investigación.

En los pasillos del Congreso, al ser preguntado la detención de quien fue su colaborador en el Ministerio, ha dicho no tener más información que la aparecida en la prensa y en todo caso ha reconocido sentirse "estupefacto" y "muy decepcionado" con García, con el que dice ahora haber perdido relación con el paso de los años.

"No tengo ni idea, me he enterado ahora"

"No tengo ni idea, es que me he enterado ahora. Me he quedado estupefacto -ha contestado a los periodistas-. Me gustaría poder dar explicaciones, pero no tengo más información que lo que he leído".

Ábalos reconoce que la noticia ha sido "un golpe" y que le resulta "dífícil de creer" y admite que estas cosas "duelen". Incluso ha deseado a los periodistas que no se vean salpicados por informaciones de este tipo: "En fin, espero que no les pase a ustedes", ha dicho.

Sobre el papel de Koldo García en su Ministerio, ha negado que fuera su número dos, subrayando que sólo era "gente que trabajaba" con él, pero que con el tiempo ha ido perdiendo y que, desde que fue cesado, ya no tiene asistente ni puede contratar a nadie. "Hasta donde yo sé, tenía una vida muy normalita", ha añadido.

Sobre la exigencia del PP a que dé explicaciones, Ábalos ha asegurado que él es el primero que desea tener esas explicaciones, si bien no ve encaje parlamentario en que un diputado comparezca en una comisión: "Yo no he visto nunca la comparecencia de un diputado, pero bueno, es que me da igual. Ya me gustaría dar explicaciones".

El PP mueve ficha

Por su parte, la secretaria general del PP, Cuca Gamarra, ha emplazado al propio Pedro Sánchez a explicar si el cese de Ábalos está "vinculado al conocimiento" del presunto cobro de comisiones ilegales del que fuera su mano derecha, y ha exigido también aclaraciones al exministro de Sanidad Salvador Illa y a la actual responsable de este Departamento, Mónica García, asegurando que las explicaciones deben ir acompañadas de la asunción de responsabilidades.

En declaraciones en los pasillos del Congreso, Gamarra ha indicado que esta detención de la "mano derecha del exministro de Transportes y número dos del PSOE" vinculada "al cobro de comisiones ilegales por la adquisición de material sanitario durante la pandemia" confirmaría que "se ha estado lucrando con el dolor de los españoles" en el "peor momento de la pandemia".

Gamarra ha solicitado la comparecencia del propio Ábalos -que ahora ocupa un escaño de diputado en el Congreso- ante la "gravedad de estos hechos" que, según ha reiterado, evidenciarían que presuntamente "se lucraba de la adquisición del material sanitario que necesitaba la sociedad española".