| 02 de Diciembre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
La concursante Sofía Álvarez gana el bote de ‘Pasapalabra’
La concursante Sofía Álvarez gana el bote de ‘Pasapalabra’

Un concursante de 'Pasapalabra' denuncia el odio que sufrió durante el programa

Un concursante de 'Pasapalabra' ha relatado el odio que ha sufrido a través de las redes durante su paso por el programa presentado por Roberto Leal.

| ESdiario Medios

José Antonio Valdés llegó a Pasapalabra después de que Sofía Álvarez se llevará el bote de 466.000 euros. El joven que es periodista y farmacéutico estuvo en el programa presentado por Roberto Leal durante tres programas, los suficientes para notar el odio que generan algunos perfiles en las redes.

Valdés tras su paso por el programa fue víctima de una ola de odio y lo ha denunciado a través de su perfil de Twitter: "Ahora que ha pasado la vorágine de Pasapalabra, me voy a parar un momento a reflexionar sobre el fenómeno hater, sobre todo ahora que lo he vivido en primerísima persona".

 

Como él mismo ha explicado, el odio de los usuarios de Twitter lo notó desde el primer programa: "Surgió una ola de odio en redes que hacía que mucha gente sintiera la necesidad de insultarme, ¡incluso citándome, para que me enterara bien de que me odiaban!".

En este sentido, el exconcursante ha defendido que cualquiera "puede escribir lo que le dé la gana, incluso insultarme si es lo que le parece bien", pero lo que no le parece nada "sano" es que le mencionen en los mensajes. "¿Sería eso lo que haría el insultador si me encontrara por la calle?", se pregunta el farmacéutico.

Según ha enumerado Valdés, "los insultos, por orden de frecuencia, eran 'maricón', 'repelente', 'pedante' e 'insoportable', con lo que podemos concluir que más que insultos eran descripciones, porque todas estas palabras se ajustan estrictamente a la realidad".

Su reflexión, ha explicado, "va por otro camino: después de generar tanto odio como para necesitar escribirlo en un tuit más o menos agresivo (e incluso, a veces, citarme), ¿qué hace el autor del tuit? ¿Se prepara una infusión? ¿Hace los deberes de mates? ¿Sale a dar un paseo?", ha lanzado.

Y añade Valdés: "¿Cómo se gestiona posteriormente ese odio? Cuando uno discute con alguien en persona, la rabia generada se canaliza en la discusión y, posteriormente, en las consecuencias de la discusión: o te reconcilias con el discutido o no".

"¿Cómo se canaliza el odio generado por un mamarracho que ha concursado en Pasapalabra, al que no conoces de nada, pero que genera esa rabia a muchos tuiteros e instagrameros? Y, mejor aún: ¿qué le pasa a este siglo XXI que hace que nos surjan estos odios?", se preguntaba el exconcursante.

A pesar de su mala experiencia en las redes, afirma que la gente que le ha reconocido por la calle "es cariñosísima". "El que ha disfrutado conmigo en Pasapalabra me para y me saluda con un buen recuerdo, y al que no le he gustado no me hace ni caso. Lo normal", agrega. "La mayoría de mensajes que he recibido han sido mensajes amabilísimos y llenos de cariño. Yo he procurado contestar a todo el mundo", ha concluido.