| 23 de Abril de 2024 Director Benjamín López

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
El ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, durante la entrega de los Premios Guardia Civil 2023.
El ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, durante la entrega de los Premios Guardia Civil 2023.

Marlaska fulmina a la Guardia Civil en decenas de pueblos valencianos

Alzira, Sollana o Alginet son algunos de los municipios que se quedarán sin protección de forma inminente.

| Sonia García Municipios

El modelo de la Guardia Civil en el que trabaja el ministro Fernando Grande-Marlaska pasa una reorganización que dejará totalmente desprotegidos a los pequeños municipios de España, muchos de ellos en la Comunidad Valenciana. 

La Guardia Civil no da a basto ante el incremento de la delincuencia y la criminalidad en las urbes. Concretamente, en la Comunidad Valenciana la criminalidad ha subido un 7% con 213.000 delitos al año. Los que más crecen son los homicidios dolosos y homicidios en grado de tentativa, un 53% más. También se han disparado los secuestros (un 11%), los robos de vehículos (un 24% ) y un 49'4% los delitos informáticos.

Para hacer frente al incremento de la delincuencia, el plan del Ministerio no es incrementar la plantilla de agentes de Guardia Civil o Policía, sino eliminar los cuarteles de la Guardia Civil en los municipios más pequeños para trasladar a los agentes a las grandes ciudades.  Una reorganización que choca de frente con las políticas de despoblación dejando a las localidades sin el servicio básico de seguridad y protección. 

El plan ya está en marcha y ya se han establecido los 61 puestos auxiliares de la Guardia Civil que desaparecerán de forma inminente. Tan solo en la provincia de Valencia, el Ministerio de Interior fulminará a la Guardia Civil de: Jarafuel, Ribera del Júcar, Alzira, Sollana, Alginet, Corbera, Simat de la Valldigna y Vallada. 

El pasado 2 de enero ya se emitió la circular de boletín oficial de la Guardia Civil ordenando la reorganización de los puestos citados. Pero no serán los únicos. Los puestos auxiliares son aquellos que cuentan con un cabo y cuatro agentes y se encuentran en las localidades más pequeñas. El siguiente paso que acometerá el Ministerio será eliminar los cuarteles intermedios, es decir, los puestos con seis agentes que comúnmente se ubican en las decenas de municipios medianos que componen la Comunidad Valenciana.

Marlaska tuvo que dar explicaciones en el Senado a petición del PP que ahora pide la comparecencia del Director General de la Guardia Civil, Leonardo Marcos, para rendir cuenta de los futuros cierres de cuarteles.