| 18 de Enero de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
El presidente de Adif, Ángel Contreras, el presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia, Aurelio Martínez, y el responsable de la obra ferroviaria.
El presidente de Adif, Ángel Contreras, el presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia, Aurelio Martínez, y el responsable de la obra ferroviaria.

La mejora de la línea ferroviaria desde Zaragoza trae más tráfico a Valenciaport

La actuación, que conecta el corredor Cantábrico con el Mediterráneo, supera los 440 millones.

| Redacción Valencia Edición Valencia

Las obras de mejora de la línea ferroviaria Zaragoza-Teruel-Sagunto-Valencia avanzan a buen ritmo, una infraestructura estratégica para unir el corredor Cantábrico con el Mediterráneo. Así lo han comprobado esta mañana el director general de ADIF, Àngel Contreras, y el presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia, Aurelio Martínez, que han visitado los apartaderos de Estivella en la provincia de Valencia y el de La Puebla de Valverde en Teruel.

“La mejora de esta línea es estratégica para Valenciaport y la actividad económica española, ya que facilitará la atracción de tráfico de mercancías desde el norte de España a su salida por el este desde el Puerto de València”, ha asegurado el presidente de la APV. Valenciaport aglutina el 41% de la actividad import/export del sistema portuario español, es el primer recinto portuario en el movimiento de contenedores y el mejor conectado de España. De ahí, que con este tipo de actuaciones, el Puerto de València aspira a “tener una mayor presencia en las zonas del norte que muevan tráficos hacia el este”.

“Este trazado que une València con Teruel y Zaragoza, es fundamental, por eso desde el primer minuto, desde Valenciaport apostamos por ella, ya que conecta centros muy dinámicos de crecimiento de la economía española, que permitirá atraer tráficos de mercancías desde estos lugares de España por el puerto de València”, ha asegurado Aurelio Martínez. “Una infraestructura que en los próximos años, si la demanda de tráficos desde Valencia hacia Zaragoza y el norte, como viceversa, sigue aumentado, obligará a plantearse la doble vía”.

La inversión en mejora de la red ferroviaria está dando resultados conforme avanzan las obras. Una apuesta que comenzó con el convenio en 2017 y actuaciones en los siguientes años, tal como ha recordado el presidente de la APV, con actuaciones que se iniciaron en 2018, y que, a lo largo de estos años, con las obras que se han ido realizando “el tráfico empezó a crecer en una línea ascendente. Estamos muy satisfechos por impulsar esta línea y ahora queremos que finalice cuanto antes”, ha añadido Aurelio Martínez.

Así se demuestra en las obras de la línea Zaragoza- Teruel- València del eje Cantábrico-Mediterráneo que avanzan a buen ritmo y, en especial, en la construcción de siete apartaderos de 750 metros de longitud en estaciones ubicadas en Aragón y la Comunidad Valenciana. En concreto, estos apartaderos están ubicados en Cariñena, Ferreruela, Teruel, La Puebla de Valverde, Barracas, Navajas y Estivella, estos cuatro últimos ya prácticamente finalizadas las obras, al que hay que sumar el de Cella. La construcción de estas infraestructuras cuenta con 20,6 millones de euros financiados por la APV.

El director general de ADIF ha señalado que “entre marzo y abril del próximo año estarán acabados estos siete apartaderos que confiamos que tras las pruebas que se realicen pueden estar en funcionamiento a finales del 2022”. Si en 2017 la media de trenes semanales hacia el Puerto de Sagunto era de cinco, en 2021 está por 30 servicios, con semana punta de 44 trenes de mercancías semanales. Unos datos que una vez finalizada las actuaciones podrían alcanzar los 50-60 trenes semanales desde Zaragoza.

Unos resultados palpables

El Plan Director de la línea Zaragoza-Teruel-Sagunto tiene una inversión global de 441 millones de euros de los ya se han ejecutado 100 millones y adjudicados más de 200 millones de euros. El objetivo del plan es mejorar de forma significativa el estado de la infraestructura actual para seguir potenciando este tramo, especialmente para el tráfico de mercancías, ya que permitirá la circulación de trenes de 750 metros facilitando las conexiones ferroportuarias y con centros logísticos en este eje ferroviario estratégico, que discurre por territorios que representan el 21% del PIB estatal.  

La línea dispondrá de una mayor capacidad, se reducirán los tiempos de viaje, mejorará la competitividad de los servicios de carga, se incrementará la velocidad de circulación, aumentará la eficiencia, se podrán incorporar trenes de tracción eléctrica, se ofrecerán mejores parámetros de fiabilidad y confort, se reducirá la posibilidad de incidencias y la infraestructura será plenamente interoperable con los corredores del Cantábrico y el Mediterráneo.

Estos avances lo ponen de manifiesto las principales navieras que ya están incluyendo en sus rutas la de València-Teruel-Zaragoza. En este sentido, MSC puso en marcha un servicio ferroviario dedicado exclusivamente al transporte reefer (refrigerado) entre València y Zaragoza, mientras que CSP Iberian Rail ya tiene operativo su nuevo servicio ferroviario que une el Puerto de València con Zaragoza, con una periodicidad inicial de tres rotaciones semanales con una composición de 56 TEUs cada una. Además, la naviera francesa CMA CGM ultima un nuevo servicio ferroviario entre el recinto valenciano y Zaragoza, un nuevo enlace, parte del producto ‘Switch to Rail’ de la compañía, que contará con tres salidas semanales y permite una flexibilidad significativa para las mercancías.