| 21 de Febrero de 2024 Director Antonio Martín Beaumont

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
Autobús de la línea C1 por la plaza del Ayuntamiento de Valencia.
Autobús de la línea C1 por la plaza del Ayuntamiento de Valencia.

La aglomeración de personas obliga a desviar de nuevo la EMT por el centro

El PSPV pide a la alcaldesa Catalá que convoque un consejo extraordinario de la empresa municipal de transportes para abordar "los problemas de seguridad vial".

| Redacción Valencia Edición Valencia

La línea C1 de la Empresa Municipal de Transportes (EMT) de Valencia ha modificado de nuevo su recorrido este viernes por la mañana, festivo de la Inmaculada Concepción, por aglomeración de personas en el tramo de la calle San Vicente y la plaza del Ayuntamiento.

Los autobuses de la línea que recorre la ronda interior de la ciudad se han desviado, "por corte de la calle San Vicente", desde la calle de la Paz hacia Marqués de Dos Aguas, Poeta Querol, Colón y Xàtiva, donde se retoma la ruta habitual hacia Guillem de Castro, según ha informado la propia EMT vía redes sociales.

El pasado miércoles, día festivo, la aglomeración de personas obligó también a desviar esta misma línea durante la tarde. Los grupos de la oposición en el Ayuntamiento (Compromís y PSPV) aprovecharon para criticar los cambios que entrarán en funcionamiento la próxima semana con la incorporación de nuevas líneas por el centro de la ciudad. Y este pasado jueves por la tarde la C1 modificó también su recorrido durante toda la tarde.

El próximo 12 de diciembre está previsto que varias líneas de la EMT vuelvan a recorrer el centro de la ciudad (4, 11, 16, 26, 31, 32 y 70) y que la calle Colón implante de nuevo dos carriles para el tráfico privado.

 

Precisamente, este pasado jueves el concejal de Movilidad, Jesús Carbonell, afirmó que las líneas de la EMT cuyo recorrido entre en la calle San Vicente a partir del día 12 se desviarán por Poeta Querol cuando haya momentos de elevada afluencia de personas. Carbonell señaló que este tipo de desvíos también ocurren en momentos como en Fallas o en la Maratón y que los cambios continúan en pie y entrarán en vigor el martes.

Por su parte, los delegados de prevención de las distintas secciones sindicales de la EMT advirtieron, también este jueves, de la "alta posibilidad" de atropellos a peatones y a usuarios de vehículos de movilidad personal, así como de la existencia de paradas mal situadas, la saturación de líneas y de tráfico por el cambio de líneas y el aumento de vehículos en las calles San Vicente y La Paz. Los delegados han trasladado, además, a la dirección de la compañía su "disconformidad" con los cambios de recorrido.

"Abran los ojos"

Precisamente, este mismo viernes, la concejala del PSPV María Pérez ha exigido a la alcaldesa de València, María José Catalá, que convoque un consejo extraordinario de la EMT para abordar "los problemas de seguridad vial" que, ha advertido, van a generar "los 600 autobuses que transitarán diariamente por la calle San Vicente y la plaza del Ayuntamiento a partir de la semana que viene, tal y como certifican las últimas incidencias".

Pérez ha criticado las "excusas navideñas" que está construyendo el gobierno municipal para, a su juicio, "tratar de esconder que su plan de llenar de autobuses una calle prácticamente peatonal como San Vicente es una chapuza improvisada que acumula múltiples informes que la desaconsejan".

"No sé en qué ciudad han vivido Catalá y -el concejal de Movilidad- Jesús Carbonell en los últimos años. Una ciudad en la que nadie paseaba por el centro tranquilamente y en la que nadie subía al transporte público hasta hace seis meses y, por eso, necesita mirar ahora Valencia como una ciudad de hace 40 años", ha expresado la edil socialista en un comunicado.

Por ello, ha pedido a ambos responsables municipales que "abran los ojos y entiendan que las peatonalizaciones han transformado esta ciudad". "Pretender modificar los hábitos de la gente metiendo 600 autobuses entre la plaza del Ayuntamiento y la de la Reina es ir en contra del sentido común", ha insistido.

Pérez ha recalcado que el flujo peatonal entre las dos plazas es "muy intenso" y "no desde ahora, como pretende hacernos creer el concejal de Movilidad y Catalá, sino desde que el anterior gobierno progresista, de la mano de los socialistas, peatonalizó las dos plazas".

"Querer enmarcar lo ocurrido este miércoles en la excepcionalidad es no conocer esta ciudad. Es no conocer que desde 2020 existe un flujo peatonal abundante entre las dos plazas que han sido prácticamente peatonalizadas y no entender que la gente prefiere caminar a coger el vehículo privado como nos quieren imponer Catalá y Carbonell", ha agregado.

Por todo ello, la concejala socialista, además de pedir la convocatoria de un consejo extraordinario de la EMT para analizar la "modificación improvisada" de líneas, ha anunciado que va a pedir una reunión con el Comité de Empresa para que le informen sobre su denuncias acerca de que los cambios de líneas van a suponer "un incremento del peligro de accidentes".

"Estamos muy preocupados por las advertencias sobre la falta seguridad vial que están produciéndose a raíz del cambio que quiere aplicar el PP en las líneas y queremos conocer de primera mano la situación a través del Comité de Empresa", ha indicado.