26 de Enero de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Medio Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Vanidad

Cantó da la vuelta a la camiseta de Oltra: de Camps a los Dalton de Compromís

El Síndic de Ciudadanos arremete contra Compromís en Les Corts por la falta de dimisiones en el partido tras el procesamiento de un concejal y la estafa de cuatro millones a otro

| Redacción Valencia Edición Valencia

Toni Cantó, síndic de Ciudadanos, ha realizado hoy una de las mejores interpretaciones de su papel de némesis o archienemigo de Compromís. Para ello ha llevado a cabo un curioso ´juego de camiseta´ y ha dado la vuelta al rol que identificó en el pasado a la actual vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, como abanderada contra la corrupción.

En un brillante recurso escénico, ha mostrado la clásica camiseta negra de Oltra con la foto del anterior presidente de la Generalitat, Francisco Camps, del PP, bajo el cartel de ´Wanted´y, acto seguido, le ha dado la vuelta para exhibir, en otra foto bajo la misma palabra inglesa, los rostros de los concejales de Valencia Pere Fuset y Giuseppe Grezzi y del secretario autonómico de Empleo, Enric Nomdedéu.

Al trío de altos cargos lo ha calificado como ´Los Dalton de Compromís´, en alusión a los cuatro -en este caso falta uno a Cantó para completar el cuarteto-enemigos de Lucky Luke, el personaje creado por Morris y popularizado por Goscinny. Este vaquero solitario de cómic arresta continuamente a los cuatro hermanos, consumados delincuentes.

El síndic de Ciudadanos ha recordado que el concejal de Cultura Festiva, Pere Fuset, está procesado, y que el de Movilidad Sostenible, Giuseppe Grezzi, "al que han estafado cuatro millones" -en referencia al desfalco en la EMT- "va camino de ello". Sobre Nomdedéu ha recordado que "llamó chimpancé" a una diputada y que la pasada semana señaló "al Cuerpo Nacional de Policía como culpable de los altercado en Cataluña".

Cantó ha mostrado la camiseta y ha arremetido contra Compromís en la sesión de control de Les Corts, en la que también ha preguntado a la vicepresidenta del Consell y principal cara reconocible de ese partido, "si piensa dimitir" si la imputan por haber lanzado una acusación de abuso de menores, y "si quiere pasar a la historia por los hermanos Dalton de Compromís".

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, sin querer entrar en el ´cuerpo a cuerpo´, ha repetido su discurso de que "el gobierno valenciano es modelo de diálogo, confianza y honradez", y ha recalcado que "la Comunidad Valenciana es tierra de acogida e integración. Aquí cabemos todos y se ha recuperado la confianza en nuestra comunidad, con un entorno favorable a la inversión".

En un frase que puede sonar a crítica velada a algunas acciones de Compromís, sobre todo a su oposición a la inversión de Intu Mediterrani basándose en unos informes medioambientales que han sido rechazados por el Tribunal Superior de Justicia (TSJCV), Puig ha afirmado que "un gobierno se expresa a través de la acción de gobierno, no a través de los partidos que lo sustentan".