24 de agosto de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Guerra irrumpe de nuevo para aguarle la fiesta a Sánchez con esta advertencia

Francisco Vázquez y Guerra, dos históricos que recelan pese a todo de Sánchez.

Francisco Vázquez y Guerra, dos históricos que recelan pese a todo de Sánchez.

El veterano dirigente del PSOE estrecha al máximo el campo de juego del vencedor. Ni populismos ni nacionalismos deben sostener al nuevo gobierno, cree el histórico número dos.

Las voces históricas del PSOE siguen ejerciendo su papel de conciencia crítica, pese a la euforia desatada en Ferraz tras la noche del 28-A.

El exvicepresidente del Gobierno Alfonso Guerra ha vuelto a irrumpir considerado "complicado" un gobierno de Pedro Sánchez en solitario -como ha deslizado la actual dirección-, aunque ha rechazado también acuerdos con "el populismo y el nacionalismo". Mientras, ha calificado de "absurdo" recomendar un pacto con Ciudadanos por "la animadversión" entre su líder, Albert Rivera, y Pedro Sánchez.

En declaraciones de los periodistas, coincidiendo con la presentación de su libro La España en la que creo, ha asegurado que "un Parlamento muy fragmentado dificulta muchísimo la gobernación del país y eso no es muy positivo".

"Se ha anunciado, no de una manera oficial, que sería mejor un gobierno en solitario, imposible no es, pero dificulta las votaciones en el Congreso", ha remarcado Guerra, para quien es "complicado".

Preguntado sobre posibles pactos, ha expuesto que "el problema" es que "los dirigentes de los dos partidos que darían más estabilidad a un posible gobierno, están absolutamente enfrentados", ha señalado sobre Sánchez y Rivera.

Por eso, ha considerado "absurdo" recomendar "algo que no van a hacer". "El otro, claramente, no es muy recomendable para el bien de la nación", ha dicho en referencia a Podemos y los nacionalistas.

Mientras, ha señalado que no le ha sorprendido el resultado electoral apuntando a las previsiones hechas públicas. Sin embargo, ha admitido que hay datos que le llaman la atención. En particular, se ha referido al hecho de que en Cataluña "los electores que han apoyado a los partidos que proclaman la independencia son 1,6 millones, pero los contrarios 2,4 millones".

"Es un triunfo enorme de los constitucionalistas frente a los independentistas y nadie quiere llamar la atención sobre eso", ha lamentado. En la misma línea, ha destacado que en el País Vasco "los partidarios de ciertas fórmulas separatistas son menores". "Hay buenas noticias en la inteligencia de los electores", ha apostillado.

Respecto al apoyo a Vox, para Guerra su electorado son personas que han sentido "cierta frustración con el partido que le representaba, el PP". Con todo, ha advertido de que la transferencia de votos "no viene solo del PP".

Comenta esta noticia
Update CMP