El Levante se mueve bien en el mercado atando a Sergio Léon y Gonzalo Melero

Gonzalo Melero, despidiéndose de una afición de la SD Huesca que le idolatró

Gonzalo Melero, despidiéndose de una afición de la SD Huesca que le idolatró

El punta andaluz y el mediocampista madrileño son dos ilusionantes incorporaciones, ambas de entidad contrastada y cerradas en las últimas horas, para el curso granota 2019-20.

Ampliar la gama de recursos ofensivos dotando de un mayor número de herramientas al ataque levantintinista. Bajo esa premisa desembarcarán Sergio León y Gonzalo Melero, contribuyendo de esa manera ambos a que el cuadro dirigido por Paco López continúe con el marcado cariz ofensivo que durante la temporada recién finalizada ofreció.

Sergio León, en busca de las oportunidades perdidas

Después de dos campañas consecutivas alcanzando la decena de dianas en Primera División en las filas de Osasuna y Betis respectivamente, la pasada resultó de lo más insatisfactorio, de forma paradójica, para el delantero de Palma del Río.

La escasa confianza demostrada por Quique Setién en su figura contrasta, no obstante, con las cualidades de un ariete que es, ciertamente, bastante más que eso. Su capacidad para el desmarque o el juego combinativo mediante sus caídas en banda podrán resultar de gran ayuda dentro de un esquema siempre enfocado a explotar el talento de los de arriba a través de veloces transiciones, una de las señas de identidad implantadas por Paco López en el Levante UD.

Además, Sergio León en un jugador para nada exento de una capacidad goleadora, más allá de que sus cifras hasta el curso pasado le avalaran, determinada por su presteza para el remate y su habilidad en el control en los últimos metros.

Gonzalo Melero, sólo el frenazo de una progresión meteórica

Eso es, precisamente, lo que el centrocampista madrileño - no contó con oportunidades en la cantera madridista como tantos otros - tratará de dejar claro desde el primer día de su andadura como granota. Recurrentes problemas físicos en su zona inguinal imposibilitaron a uno de los grandes héroes del histórico ascenso de la SD Huesca - alcanzó la cifra de 16 tantos el año anterior en Segunda - a Primera disfrutar en toda su extensión del hito del club altoaragonés. Tanto fue así que el Villarreal, pese a haber abonado un millón a los oscenses en concepto de opción preferencial para su adquisición, decidió renunciar a los derechos por el propio Melero, dejando así la puerta abierta para una entidad de Orriols que ha terminado por cerrar su contratación por algo más de 3.5 millones de euros.

Así pues, será finalmente el Levante UD el encargado de sacar rédito a las cualidades físicas y la llegada del todavía joven futbolista (25 años); así como el propio Paco López quien deba de encargarse de explotar ese hambre y ansía de volver a sentirse importante de un hombre que aportará personalidad a la medular, al margen de esa llegada a zonas de remate siempre favorecida por su estatura de 1.85 y su particular olfato a la hora de aprovechar lo que el juego aéreo depara.

 

Cabe recordar que el club granota se halla aún inmerso en la tesitura de encontrar director deportivo; buena señal es que ello no se torne en óbice para una confección de la plantilla que, de momento, da la impresión de marchar de forma satisfactoria.

 

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP