Ábalos castiga al despoblado Rincón de Ademuz y a Teruel con la línea de bus

Casas Bajas túnel de Abajo

Casas Bajas túnel de Abajo

El Ministerio de Movilidad ha incluido el servicio en la línea de viajeros Cuenca-Barcelona, cuyos horarios de paso están fuera de las necesidades de los usuarios.

El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, que dirige el valenciano José Luis Ábalos, acaba de decir un replanteamiento del servicio de autobús que perjudica a los vecinos de la comarca más despoblada de Valencia, el Rincón de Ademuz, con su conexión con Teruel. Una decisión censurada por la Mancomunidad que entiende que es un duro golpe a una zona de la España vaciada. El autobús suprimido es utilizado sobre todo por jubilados que acuden a los médicos y por estudiantes.

El departamento de Ábalos ha resuelto incorporar el servicio de autobús por carretera que une Casas Bajas (Valencia) con Teruel (que da servicio a los municipios del Rincón de Ademuz, VAC-218) a la línea de transporte regular Cuenca-Barcelona (VAC-230).

Se trata, según la resolución hecha pública por el propio Ministerio, de una decisión tomada debido a la renuncia unilateral del contrato de la empresa que hasta ahora gestionaba la línea, Regular Bus Castro, S.L. que presentó su decisión el pasado 21 de enero de 2019 obligándose por contrato a dar servicio durante un año, hasta el 21 de enero de 2020, fecha en la que los vecinos del Rincón se quedaban sin servicio de bus regular hasta la capital turolense.

De este modo, mediante una “una coordinación de horarios” en Torrebaja con la ruta 1 del servicio público de transporte regular de viajeros de uso general entre Cuenca y Barcelona (VAC-230), prestado por la empresa Autocares Samar S.A, se ha querido garantizar la conexión de dichas poblaciones con el resto de localidades que se encuentran en el itinerario del servicio Cuenca-Barcelona (VAC-230) y así quedarían atendidas todas las poblaciones del servicio Casas Bajas-Teruel (VAC-218).

Malestar vecinal e institucional en la comarca del Rincón de Ademuz

Una decisión que ha levantado un profundo malestar vecinal e institucional en la comarca valenciana. Así, el presidente de la Mancomunidad de Municipios del Rincón de Ademuz y alcalde de Castielfabib, Eduardo Aguilar, como uno de los principales pueblos afectados por la medida, ya ha enviado una carta al Ministerio explicando la “importancia vital” que la línea Casas Bajas-Teruel tiene para los vecinos de la comarca.

“Esta línea es utilizada por estudiantes y demás población para desplazarse a especialistas médicos y gestiones varias como la renovación del DNI, Tráfico, Hacienda, etc”, explica Aguilar. “Durante el curso escolar es utilizada a diario mayoritariamente por estudiantes de los municipios del Rincón de Ademuz, así como los de los municipios turolenses de la vega del río Turia desde Casas Bajas hasta Teruel, quedando libres unos seis a ocho asientos libres para el resto de población”.

El servicio da soporte para acudir a citas sanitarias en el hospital Obispo Polanco de Teruel, para los alumnos de Formación Profesional y demás servicios generales.

Para la ciudadanía del Rincón la supresión de la línea supone “un grave perjuicio” puesto que los horarios que tiene son los adecuados para estudiantes y gestiones administrativas ya que llega a Teruel a las 8 de la mañana y sale de regreso al Rincón de Ademuz a las 15 horas.

“El horario que va a tener este nuevo servicio”, explica el alcalde, “no cuadra nada con las necesidades de los usuarios, puesto que las analíticas son hasta las 10, los alumnos no van a llegar a las clases y las visitas médicas tampoco, además con el agravante de que el tiempo que hay entre llegada y vuelta es mínimo, ya que se llega a Teruel a las 11:30 y hay que tomarlo de nuevo a las 13:45”

Una situación que se agrava aún más con la decisión de dejar desatendidas a las localidades de Castielfabib, Cuesta del Rato y El Cuervo, ya que la línea Cuenca-Barcelona pasa por el término municipal de Castielfabib, pero no por la localidad, quedando a una longitud de casi 3 kilómetros la más cercana.

En este sentido el presidente de la Mancomunidad comarcal ha enviado un escrito explicativo al Ministerio para solicitar una solución inmediata que “no sea un parche” y que aporte una solución global que pasa, inexcusablemente, por dotar al Rincón de Ademuz, ni más ni menos, de un servicio de transporte público adecuado a las necesidades de sus vecinos.

“Cuando hablamos de invertir en la famosa España Vaciada”, se lamenta Aguilar, “cuando hablamos de medidas contra la despoblación, son precisamente las decisiones como esta, tomadas sin tener en cuenta las necesidades del territorio, las que favorecen el éxodo de nuestros habitantes. Hacen falta grandes inversiones, pero sin duda, hacen falta inversiones que hagan la vida más fácil a los vecinos de estos territorios rurales que ven, que vemos, cómo día a día vamos perdiendo derechos”.

Comenta esta noticia