El espíritu de Xirivella avanzaría a enero las elecciones si fuera Pedro Sánchez

Michel Montaner, autor del libro que recopila la resurrección política del presidente del Gobierno, lo tiene claro: "El PSOE ha de aprovechar que el viento sopla a su favor"

Políticamente pocos conocen a Pedro Sánchez, presidente del Gobierno, mejor que Michel Montaner, autor del libro El espíritu de Xirivella. El exalcalde de esta localidad de l´Horta Sud y candidato ya proclamado a primer edil de Xirivella por el PSPV-PSOE en 2019, acogió al máximo responsable actual del ejecutivo cuando estaba desahuciado políticamente. Le dio una tarima y un público que comenzó a izarlo y que lo llevó en volandas de nuevo hacia la secretaria general del PSOE. Era un sábado lluvioso de noviembre de 2016. Con Michel Montaner, recuperando la frase de un futbolista catalán, "empezó todo".

Y todo el proceso lo ha recopilado en su obra literaria. Montaner estaba junto a Sánchez en la sede de Ferraz la noche electoral socialista en la que venció a Susana Díaz. Después publicó su libro y en él ya auguraba, en un texto redactado antes de febrero (mes en el que acabó de escribirlo), que el secretario general del PSOE alcanzaría la presidencia del Gobierno.

Literalmente, en la página 305, anticipaba "sé, y tengo una creencia firme en ello, que entre todos podemos entregarle la presidencia del Gobierno, como ya recuperamos la secretaría general". Más aún, en los prolegómenos de la presentación de la moción de censura, cuando empezaba a barruntarse, ya sonreía confiado en el cambio de coyuntura que se avecinaba, en que fructificaría. Su instinto volvía a acertar.

Desde entonces, en este medio año ha recorrido gran parte de España explicando los detalles y motivos de su libro y animando a la militancia socialista. También, relatando esa reversión del entorno político. En las últimas semanas ha hecho una gira por Galicia que ha incluido cuatro presentaciones. Recientemente participó en otro acto en Elche que reunió a 250 afiliados. Ahora prepara el del 5 de diciembre, en Godella, otra presentación multitudinaria que abarcará toda l´Horta Nord. Antes, el 26 de noviembre, intervendrá en Benimàmet para conmemorar los dos años del aniversario de Xirivella.

Michel Montaner pulsa el sentimiento y los ánimos de la militancia de su formación cada día. Lo hace a escala nacional, casi como si de un secretario de organización se tratara. Aunque de una forma menos oficial y posiblemente más amable. Para explicarles cómo ese espíritu de Xirivella -denominación con la que Montaner bautizó su libro porque refleja la concatenación de acontecimientos que se vino produciendo tras aquel acto- ha cambiado la fisonomía política de España.

El exalcalde invoca continuamente ese espíritu, ese ánimo, que el mismo sembró cuando acogió a Pedro Sánchez. Por tanto, si alguien puede personificarlo tanto o más que el presidente del Gobierno es el propio Montaner.

Con ese bagaje, con su conocimiento del entorno, con su experiencia municipalista y con su grado de relación con Sánchez, lo tiene claro: "yo adelantaría las elecciones". Más todavía, pone fecha. "Las anticiparía para que se celebraran el próximo mes de enero, después de las andaluzas", explica a este periodista.

Argumenta que "el actual Gobierno ha llevado a cabo medidas que con el anterior ejecutivo nunca se hubieran producido, han empezado a cambiar muchos cosas que la población está valorando". También tiene claro que el viento sopla en la actualidad a favor del Partido Socialista, como bien reflejan todas las encuestas. Y el viento, sobre todo en los últimos años, resulta muy variable, por lo que aconseja aprovecharlo al máximo y lo antes posible para arribar a un puerto electoral que beneficie a su formación.

 

Comenta esta noticia
Update CMP