Benidorm ofrece al Consell el Palau d’Esports para enfermos de Covid-19

Palau d'Esports de Benidorm.

Palau d'Esports de Benidorm.

El Ayuntamiento ha puesto a disposición de la Conselleria de Sanidad la instalación mientras dure el estado de alarma aunque todavía no se ha recibido contestación al ofrecimiento.

A la iniciativa que tomaron días atrás los empresarios hoteleros de ceder algunos establecimientos para acoger enfermos leves o asintomáticos del coronavirus, se ha sumado hoy la decisión del Ayuntamiento de Benidorm de poner a disposición de la Conselleria de Sanidad las instalaciones del
Palau d’Esports l’Illa mientras dure la crisis del Covid-19, según han confirmado a ESDiario fuentes municipales.

El alcalde de la ciudad, Toni Pérez, ya ha trasladado este ofrecimiento a la Conselleria dirigida por Ana Barceló, con el fin de contribuir así a la prestación de los servicios sanitarios de atención a los pacientes aquejados por el coronavirus. Se unen así las acciones de atención sanitarias municipales y empresariales.

Estas fuentes han explicado que la intención es “anticiparse a posibles necesidades sanitarias que puedan surgir en la comarca en los próximos días o semanas” por el avance de la pandemia, aunque han matizado que esperan que la situación “vaya mejorando y finalmente no sean necesarios
estos espacios adicionales”.

 

Desde el Ayuntamiento benidormense entienden que “logísticamente puede ser “más sencillo” acondicionar estas instalaciones que habilitar “desde cero” otros espacios. Y es que las instalaciones del Palau d’Esports cuentan con una zona principal de 3.500 metros cuadrados con capacidad para albergar varios centenares de camas y, también se puede dividir en diferentes espacios en función de las necesidades. Del mismo modo, el edificio principal del Palau
dispone de salas multiusos y quince vestuarios, algunos de ellos con más de 90 metros cuadrados de superficie.

Como añadido a las instalaciones también está el ‘carrer de pilota’, un espacio diferenciado dotado de aseos y vestuarios que puede servir como zona hospitalaria o de descanso para los sanitarios que presten servicio en las instalaciones.

Otro de los aspectos positivos es la ubicación de la instalación, puesto que el Palau d’Esports está bien comunicado con la variante de la N-332 y con la antigua AP-7. Se encuentra a escasos 200 metros del apeadero del TRAM y en sus inmediaciones hay también una parada del transporte
urbano. Además tanto estas instalaciones como el complejo escolar del Salto del Agua cuentan con numerosas plazas de aparcamiento. No obstante, las fuentes consultadas han añadido que “todavía no se ha recibido respuesta oficial a este ofrecimiento”.

Comenta esta noticia
Update CMP