29 de octubre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El líder del PSOE gallego con Zapatero y Blanco al banquillo por prevaricación

El exnúmero dos del PSOE, José Blanco. Y a la derecha, el exlíder del PSdG, Pachi Vázquez.

El exnúmero dos del PSOE, José Blanco. Y a la derecha, el exlíder del PSdG, Pachi Vázquez.

La Fiscalía atribuye un delito continuado de prevaricación a Pachi Vázquez, exsecretario general de los socialistas gallegos. Le acusa de enchufar a más de 60 personas en su etapa de alcalde

No hay nada más propio de la clase política española, en especial de la izquierda, que lo que resume ese viejo refrán español del ver la paja en el ojo ajeno y no la viga en el propio. Este mismo martes en el que el PSOE se rasga las vestiduras por las revelaciones sobre la investigación del caso Kitchen, que salpica al PP, los socialistas callan ante un escándalo que les golpea a ellos de lleno: el juicio al exsecretario general de los socialistas gallegos -en la etapa de José Luis Rodríguez Zapatero y José Blanco al frente de Ferraz- por "prevaricación continuada".

Manuel 'Pachi' Vázquez, el exsecretario general del PSdeG, se sentará en el banquillo de los acusados el próximo 23 de noviembre por un presunto delito de prevaricación continuada a raíz de una serie de contratos a 60 empleados públicos en su etapa como alcalde de O Carballiño, entre 1995 y 2005.

Así lo han confirmado fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Galicia. El proceso se celebrará en el Juzgado de lo Penal número 2 de Ourense, la vista oral comenzará el próximo 23 de noviembre y está previsto que finalice el 11 de diciembre.

La Fiscalía solicita 10 años de inhabilitación para el también fundador de Espazo Común, partido con el que ocupa en la actualidad un escaño en el Ayuntamiento de O Carballiño.

 

Zapatero saluda a Pachi Vázquez en un acto del PSOE.

 

El Ministerio Público expone en su escrito un delito continuado de prevaricación por formalizar "un gran número de contrataciones de personal laboral de duración determinada para el desempeño de labores de competencia municipal, respecto de 60 trabajadores".

Asimismo, indica que estos procesos se rubricaban con "conciencia de que faltaban los requisitos básicos de toda contratación pública", tales como la "publicidad, para que cualquier persona pudiera acceder a la misma de acuerdo a los principios de mérito y de capacidad", un hecho del que los acusados "fueron informados".

Además de  Vázquez, se sentarán en el banquillo de los acusados otras cuatro personas. Para dos de ellos, el Ministerio Fiscal reclama igualmente 10 años de inhabilitación, concretamente para Carlos Alberto Vázquez, alcalde sucesor (2005-2011), y Alfonso Prado Rodríguez, edil de Personal (1995-1997).

José Antonio Barge Gil, concejal también de Personal (2007-2011), se enfrenta a una petición de 9 años; y María Elisa Domínguez Vidal, que ostentaba la cartera de Asuntos Sociales, fue teniente de alcalde y regidora en funciones (1995-2007), ocho años y nueve meses de inhabilitación.

 

M.B
Comenta esta noticia