16 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Las excusas del director de la DGT sobre el caos de la A-6 cercan a Zoido

El director de la DGT, Gregorio Serrano.

El director de la DGT, Gregorio Serrano.

Uno y otro vuelven a colocarse en el disparadero tras su gestión en la nevada de este fin de semana. Ninguno estaba en Madrid al frente del dispositivo del Ministerio del Interior.

El conocido como clan andaluz del Ministerio de Interior ha vuelto a provocar un grave quebradero de cabeza a La Moncloa. Y en el ojo del huracán vuelve a estar uno de los más próximos colaboradores del ministro Juan Ignacio Zoido, el director general de la DGT, Gregorio Serrano.

La última gran nevada de este fin de semana -que estaba prevista y así fue avisada con notable antelación-, cogió a todos los miembros de Interior fuera de su despacho. Justo en el momento en que miles de conductores quedaron atrapados en la AP-6, Zoido se encontraba en el palco del estadio Sánchez Pizjuan disfrutando del derbi local Sevilla-Betis

Pero tampoco Serrano se encontraba en su despacho de Madrid coordinando el dispositivo. Este lunes, en una entrevista en la SER, ha reconocido que controló la gestión de la crisis desde Sevilla.

La reacción del director de la DGT ha provocado un gran enfado en el Ministerio de Fomento. Primero restó importancia al colapso y luego culpó a los conductores por no hacer caso a las recomendaciones de que no se circulara el sábado.

Decenas de vehículos atrapados por la nieve en la AP-6 en la tarde del sábado.

 

"Dentro de esas múltiples causas están la decisión quizá poco acertada de algunos conductores que, sabiendo las características de la nevada excepcional que iba a caer en esa zona, se aventuraron a viajar sin cadenas ni neumáticos de invierno a unas horas donde la noche se iba a echar encima y podía traer problemas. Pero esa fue sólo una más de las causas", ha explicado.

Además, Serrano ha puesto en las últimas horas especial empeño en culpar de la crisis a la concesionaria de la autopista, Iberpistas. "La decisión de la gestión interna de la AP-6 no corresponde a la DGT y alguién tendrá que explicar como gestiona esa autopista esa tarde", ha afirmado.

Preguntado expresamente si piensa dimitir, Serrano ha dicho que no aunque ha añadido que  su cargo "está a disposición del Ministro del Interior las 24 horas al día". 

En las últimas horas al desmarque del ministro de Fomento , Íñigo de la Sena -que ha pedido su comparecencia en el Congreso-, se ha sumado también la del PP. Su coordinador general, Fernando Martínez Maíllo, matizó las declaraciones del máximo responsable de la DGT sobre la culpabilidad de los conductores.

Esta no es la primera polémica que provoca Serrano desde su cargo. Nada más llegara al mismo desató una grave crisis en Interior al revelarse que había ordenado acondicionar un pabellón de la Guardia Civil para convertirlo en su residencia oficial en Madrid.

Serrano procede del equipo municipal que arropó a Juan Ignacio Zoido en su anterior etapa de alcalde de Sevilla. De ahí el apelativo de "clan" que rodea a los altos cargos de su departamento.

Comenta esta noticia
Update CMP