El Gobierno de Puig en alerta ante el 'boom' de desplazados a las playas

La vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra

La vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra

La polémica por la llegada a Valencia y Alicante de ciudadanos de comunidades muy afectadas por el coronavirus ha sido repelida por el Consell: "existe libre circulación" en España.

La Conselleria de Sanidad de la Generalitat Valenciana ha confirmado 21 nuevos casos positivos de coronavirus en la Comunitat Valenciana, con lo que la cifra total de activos en esta autonomía asciende en estos momentos a 119, cuatro de ellos graves.

De estos positivos, 17 se han localizado en la provincia de Valencia y cuatro en la de Alicante, según ha informado la consellera de Sanidad Universal, Ana Barceló, en la rueda de prensa tras el pleno del Consell, con la aprobación de un decreto de medidas extraordinarias para hacer frente al Covid-19.

Una de las personas que ha dado positivo es la directora general de Salud Pública, Ofelia Gimeno, quien presenta sintomatología leve y se encuentra en su domicilio tras no acudir este jueves al trabajo. En este caso se aplicarán "las mismas medidas que para cualquier otro ciudadano": Salud Pública activará el protocolo para averiguar las personas con las que estuvo en contacto.

Entre los 21 nuevos positivos hay cinco profesionales sanitarios: en Valencia, dos mujeres y un hombre con síntomas leves y en su domicilio y otro hombre en investigación que no reviste gravedad, mientras en Alicante se trata de un trabajador ingresado y en investigación.

130 sanitarios en aislamiento y una mujer en la UCI

Mientras tanto, en el conjunto de la Comunitat hay 130 trabajadores sanitarios en aislamiento preventivo, sin síntomas. "Se considera baja laboral y se cubre esa baja, no hay ningún problema", ha remarcado la titular de Sanidad a los periodistas, recordando la próxima incorporación de 845 profesionales.

Entre los 21 casos, en la provincia de Alicante hay una mujer ingresada en la UCI y en investigación. Dos de los nuevos positivos son importados: una mujer y un hombre en Valencia, ambos ingresados con criterios que revisten gravedad.

El resto de son secundarios, a excepción de un hombre en investigación en su domicilio, otros tres hombres ingresados en la provincia de Valencia y una mujer hospitalizada en Alicante.

Con este balance, de los 119 casos activos en la Comunitat (85 en Valencia, 30 en Alicante y cuatro en Castellón), 60 afectados se curan en su casa y 31 permanecen ingresados. Las pruebas que han arrojado negativo llegan a 2.211, según las cifras hasta este viernes a mediodía.

Residencia de Torrent

En cuanto a los positivos en la residencia de mayores de Torrent (Valencia), 28 de los 30 siguen en el centro, mientras otro usuario está ingresado y el trabajador afectado se recupera en su domicilio.

Salud Pública "sigue investigando" el foco de este contagio, sobre lo que la consellera ha precisado que se trata de ancianos que "pueden recordar o no quién los visitó". "Cuando esté determinado lo comunicaremos, no hay ningún problema", ha aseverado.

En general, Barceló ha hecho hincapié en que la Comunitat no ha dado de momento "un salto cualitativo de contagio comunitario". "Mantenemos la trazabilidad, eso quiere decir que el protocolo funciona", ha subrayado.

Los ciudadanos de otros CCAA"tienen los mismos derechos"

Respecto a los desplazamientos masivos de ciudadanos de otras comunidades autónomas, especialmente de Madrid, la titular de Sanidad ha recordado que en España hay libre circulación y que no corresponde al Consell adoptar ninguna medida, aunque "tienen los mismos derechos, vengan de donde vengan".

Ahora bien, la consellera ha pedido a los ciudadanos que permanezcan en sus domicilios y que guarden distancias. Ana Barceló ha evitado estigmatizar a las personas por su procedencia pero se ha limitado a repetir en varias ocasiones que "debemos cumplir las normas de respeto por responsabilidad". Barceló ha recordado que en España existe "libre circulación" y ha pedido a todos los ciudadanos "vengan de donde vengan" que cumplan las recomendaciones.

También ha descartado que los centros de salud del litoral hayan notado una situación de presión asistencial o que se hayan anticipado los protocolos de Semana Santa o vacaciones. "Si fuera así, se les daría las mismas recomendaciones", ha recalcado.

En cualquier caso, la responsable de Sanidad Universal ha recomendado quedarse en casa para evitar cualquier contagio por "responsabilidad ciudadana y respeto: La norma general es para todos, no hay diferencias por origen".

También la vicepresidenta Mónica Oltra ha subrayado este mismo mensaje y ha insistido en que "no vienen días fáciles", por lo que hay que prevenir que el contagio se extienda "y no viajar si no es imprescindible a no ser por cuestiones humanamente comprensibles" reiterando que "no son unas vacaciones y esta situación requiere del comportamiento ejemplar de todos para no contribuir a expandir más el virus".

El teléfono 900 300 555 ha atendido 12.600 llamadas desde que se puso en marcha. El 'autotest' de la web de la Conselleria de Sanidad ha recibido 776.000 visitas en menos de un día, "muchas" de ciudades como Madrid, Barcelona, Sevilla, Zaragoza o Valladolid. "Es un sistema que funciona", ha resaltado Barceló, que ha comparecido separada de la portavoz del Consell, Mónica Oltra, por prevención.

Medidas extraordinarias para la pandemia

El pleno del Consell ha aprobado este viernes también una serie de medidas extraordinarias para hacer frente a la pandemia del coronavirus, con la puesta a disposición del sistema valenciano de salud de los medios y recursos de diputaciones, ayuntamientos, mutuas y centros y establecimientos sanitarios privados "durante el tiempo que sea necesario".

Todas las medidas extraordinarias son de aplicación mientras se mantenga la emergencia por el brote. Una de las principales es la autorización de habilitar espacios para uso sanitario en locales públicos o privados que reúnan las condiciones de asistencia ambulatoria, consulta u hospitalización, previa autorización judicial.

Además, se suspenden y aplazan los ingresos e intervenciones quirúrgicas programadas y las pruebas diagnósticas y consultas externas no preferentes; se prohíben los velatorios de personas fallecidas por coronavirus, y se habilitarán camas de reserva y unidades COVID-19 en hospitales.

Comenta esta noticia