17 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Gibraltar: Quim Torra pide a Europa que humille a España y apoye al Reino Unido

El presidente de la Generalitat desprecia a España en las horas decisivas y reclama a la Unión Europea que atienda solo las aspiraciones del Reino Unido en Gibraltar.

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, invita a la Unión Europea a ignorar los derechos de España en Gibraltar, en tela de juicio en estos momentos, y que apoye sin ambages las aspiraciones del Reino Unido, que pretende decidir el futuro del Peñón sin necesidad de contar con Madrid y con Bruselas como único interlocutor.

El jefe del Ejecutivo catalán ha expresado ese deseo, insólito en un dirigente político español, en un mensaje en las redes sociales  en el que, sin sutileza alguna, "invita" a los 27 de la UE a aprobar el acuerdo del Brexit británico y exhibe su disconformidad con la posición de España.

 

"Nuestra posición es tener una República en la que ciudadanos, instituciones y empresas tengan un papel central en los asuntos exteriores", remata Torra mostrando una deslealtad institucional sin ambages frente a Pedro Sánchez y España, que en estos momentos negocian el papel español en el futuro inmediato.

 

 

Las opciones, mientras, solo son dos: o se mantiene una cosoberanía sobre la Roca que impida al Reino Unido, una vez fuera ya de la UE, negociarlo todo con Europa; o España se quedará como un mero espectador de las negociaciones y acuerdos que puedan alcanzar Londres y Bruselas sobre la única colonia en suelo europeo existente desde que en 1703 la ocuparan los ingleses mediante el Tratado de Utrecht.

Hasta el último minuto

Hasta el último momento, salvo sorpresa este sábado, España no sabrá si se incorpora al acuerdo del Brexit la participación de Madrid en cualquier conversación sobre el estatus gibraltareño en Europa con el Reino Unido ya al margen de la UE, aunque Sánchez ya advertido que, de no ser así, impondrá un controvertido derecho a veto del propio Brexit que no está claro que sea vinculante aunque sí tendría un efecto político demoledor en el continente.

Comenta esta noticia
Update CMP