15 de Mayo de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Ximo Puig, Juanma Moreno y Fernando López Miras

La “unión” de Andalucía y Murcia por el Trasvase y el “aquelarre” de Ximo Puig

Juanma Moreno y Fernando López Miras han invitado al presidente de la Generalitat a participar en el frente común en defensa del Tajo-Segura, al que no ha asistido “por problemas de agenda”

| A. Maestre Edición Alicante

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, y el presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras, han advertido de que se mostrarán "unidos" y "en perfecta sintonía" ante quien pretenda "cerrar" el trasvase Tajo-Segura por cuya defensa han firmado este lunes una declaración institucional, toda vez que han reclamado "diálogo" y "consenso" desde la "cogobernanza" para adoptar decisiones al respecto ya que, de lo contrario, se trataría de una "imposición".

Tras la firma del acuerdo en el salón noble de la Delegación de la Junta en Almería, los presidentes han coincidido en mostrar "mano tendida" al Ejecutivo central sobre el trasvase pero con la premisa de que se mantenga "intacto" puesto que "no razón ningún tipo de justificación jurídica, medioambiental ni ninguna justificación de peso" que dé lugar a cambios en el trasvase, según ha señalado Moreno, quien ha afirmado que no aceptará un "maltrato". "Uno mi voz a la voz de los murcianos para decir que por este camino no", ha apostillado.

 

Ambos presidentes han escenificado una postura común ante la firma de este acuerdo, para el que también se había invitado al líder de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig, quien no ha asistido "por problemas de agenda".

El president de la Generalitat y líder del PSPV, Ximo Puig, ha rechazado la reunión afirmando que "el agua no puede ser motivo de confrontación ni enfrentamiento”. Ha anunciado que “no vamos a participar en ningún aquelarre", justificando su decisión de no sumarse a este encuentro al que le invitaron el viernes, por lo que cree que "tampoco había mucho interés" en que participara.

“Asunto de estado”

Para Moreno, el agua debe ser un "asunto de Estado" que se aborde "contando con las comunidades autónomas" para evitar "tensiones" y se pueda buscar el "bien común" con "coherencia" y no en base a una "decisión política"; un postura que ha compartido con López Miras quien ha recordado que se cumplen tres años desde que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, manifestara en Albacete su intención de "cerrar trasvases". "No es forma de actuar y no es forma de liderar", ha opinado.

El presidente de la Región de Murcia ha defendido el buen funcionamiento del trasvase Tajo-Segura en los últimos 42 años, que ha permitido hacer "más España" a través de una agricultura que ha hecho un "uso eficiente" del agua, con lo que se ejecutara la "propuesta unilateral basada en criterios políticos y no técnicos" en el cambio de normas y la elevación de los cauces ecológicos se recibiría "un 50 por ciento menos de los caudales que se reciben" y, por tanto, "se generaría menos riqueza".

“El identitarismo no genera soluciones”

Para Puig, el agua no se puede defender a través de "una especie de identitarismo que finalmente no genera soluciones", sino a través del diálogo con los regantes. "Estaremos siempre defendiendo sus derechos", ha prometido tras recordar las "guerras del agua sin ningún resultado" de anteriores gobiernos del PP.

 

Aunque ha asegurado que "el trasvase a día de hoy es irrenunciable", cree que hay que sumar "todo tipo de recursos para garantizar agua para siempre". Y hacerlo "desde una visión moderna y atendiendo a todos los intereses".

"La demagogia, venga de donde venga, la confrontación o el identitarismo, no es el camino adecuado", ha avisado, por lo que ha garantizado que él no entrará en nada que "propicie el enfrentamiento desde el partidismo".