| 01 de Julio de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Ginés Marín salió a hombros por la puerta grande / Fotos: David García
Ginés Marín salió a hombros por la puerta grande / Fotos: David García

Ginés Marín se inventa una faena y abre la puerta grande tras cortar tres orejas

Antonio Ferrera corta una oreja y Miguel Ángel Perera se va de vacío en un buen encierro de Fuente Ymbro

| Blas de Peñas Edición Alicante

Ginés Marín, el joven maestro extremeño, fue el único que le echó ganas en la segunda corrida del abono de la Feria de Hogueras 2022. Sus deseos de triunfo le llevaron a inventarse una faena en el último toro de la tarde, en peor de toda la camada, y tras conseguir un espadazo superior, de premio, consiguió las dos orejas de su enemigo. Dos orejas en buena lid, porque Pijotero, un toro negro de 556 kilos, no era fácil; al contrario, fue un enemigo peligroso, cabecero, que embestía en arreones inesperados y que llevaba mucho peligro en su cornamenta, sobre todo por el lado izquierdo, donde protagonizó un par de coladas que estuvieron a punto de llevarse por delante al matador. Por suerte, el puyazo de Antonio Navarro fue un bálsamo para el torero y un alivio para su cuadrilla. A base de tragar, Marín logró que su faena inventada calara en el público. Y al rubricarla con una estocada hasta la bola, la petición unánime de las dos orejas fue un premio merecido que el presidente valoró y concedió.  

Ginés Marín / Foto: David García

En su primer enemigo, un negro algo mansote de 530 kilos, estuvo valiente, midiendo bien los terrenos y logrando series con la derecha de calidad. Mató de otra estocada certera y de efecto rápido y le fue concedida una oreja. 

Antonio Ferrera estuvo toda la tarde en Ferrera. O sea, torea para él y no le importa que el toro pida otra lidia. En su primero estuvo demasiado acelerado, con ganas de agradar, pero sin llegar al público. Mató de media en su sitio y fue ovacionado.  

En su segundo, un toro serio, con nervio, que no humillaba pero se dejaba torear, Ferrera fue más Ferrera que nunca. Buscó gustar a la galería con un toreo descompuesto en la figura que llegó al respetable porque el torero de Badajoz, aunque criado en Palma de Mallorca, conoce bien cuando en una plaza hay aficionados de verdad o sólo público que busca la diversión y el espectáculo. Se volcó con la espada y aunque escuchó un aviso le fue concedida una oreja.

Antonio Ferrera / Foto: David García

Miguel Ángel Perera no estuvo en el ruedo. Al menos, tal y como le conocemos cuando tiene el duende metido en el cuerpo. Dio la sensación de encontrarse cansado, aburrido ante sus dos toros. Como siempre, buscó el toreo cercano, el que quiere ser pero no es, y su labor en ambos enemigos recibió una ligera ovación por parte del respetable. Perera dio la impresión de llevar sobre sus espaldas un peso muy pesado, y a pesar de que Fuente Ymbro es su ganadería preferida y una de la que más conoce, no se le vieron ganas de cuajar una buena tarde. Ovación en su lote y compromiso cumplido. 

Miguel Ángel Perera / Foto: David García

Ficha técnica 

Segunda corrida de abono de la Feria de Hogueras 2022. Algo más de media plaza en un coso engalanado con banderas con los colores de España y el rostro de la Santa Faz en el palco presidencial y la meseta de toriles. Una magnífica iniciativa de la empresa y del Ayuntamiento de Alicante. 

Seis toros de Fuente Ymbro. Primero y segundo, buenos y con genio. Aceptables los siguientes salvo en sexto, el más peligroso y con tendencia a rajarse. 

Presidió correctamente en la concesión de los trofeos Manuel García Castell. 

Movistar Plus ofreció la retransmisión del festejo en directo. 

Antonio Ferrera. De verde y oro. Ovación y oreja. 

Miguel Ángel Perera. De canela y oro. Ovación en los dos. 

Ginés Marín. De obispo y oro. Oreja y dos orejas. Salió en hombros por la puerta grande.