| 05 de Diciembre de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Cristina Fernández (izquierda), portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Benicàssim, junto a Susana Marqués, alcaldesa de Benicàssim.
Cristina Fernández (izquierda), portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Benicàssim, junto a Susana Marqués, alcaldesa de Benicàssim.

El PP rompe con Cs en Benicàssim ante el bloqueo de los presupuestos

Ciudadanos se felicita por la ruptura que "demuestra la verdadera cara de la alcaldesa, la de un cacique en su cortijo".

| Sonia García Edición Castellón

 

El Gobierno de PP y Cs en Benicàssim ha sobrepasado su límite. Las mala relación entre ambas formaciones no era ningún secreto. Las continuas desavenencias llegaron incluso a convertirse en amenazas de ruptura por parte de Ciudadanos. Finalmente, ha sido el PP quien, tras la imposibilidad de pactar unos nuevos presupuestos, ha anunciado la ruptura. 

La alcaldesa de Benicàssim, Susana Marqués, ha recordado en rueda de prensa que ya en 2022 el Ayuntamiento está trabajando con un presupuesto prorrogado "ante la negativa de aprobación de las cuentas anuales por parte de Ciudadanos". Y hoy, una vez más, dos de los concejales de la formación naranja han votado en el Pleno en contra de una modificación de crédito para equilibrar los presupuestos de 2023.

 

"La irresponsabilidad de estas acciones y decisiones de Cs, como Grupo Popular, no las podemos compartir, porque están dificultando la convivencia política y el avance y progreso de Benicàssim", ha criticado la alcaldesa. "Si Cs quiere perjudicar a los vecinos de Benicàssim, que lo hagan, pero están dificultando mucho las relaciones para su mantenimiento en el equipo de gobierno", ha manifestado Marqués, que ha anunciado la ruptura del PP con Cs "ante la irresponsabilidad y deslealtad con los vecinos de Benicàssim".

Marqués ha afirmado que todavía están esperando una explicación de por qué se ha producido hoy la fractura. "Si son incapaces de aprobar el presupuesto, no pueden gestionar las áreas que tienen encomendadas", ha dicho la alcaldesa, quien ha cuantificado en 56.000 euros el ahorro que supondrá para las arcas municipales el hecho de que los concejales de Cs dejen de cobrar sus retribuciones como miembros del equipo de gobierno.

Y es que el PP gobernará el municipio en minoría durante los meses que restan hasta las próximas elecciones municipales, ya que esta ruptura con sus socios de gobierno también comporta la revocación de las delegaciones que ocupaban los ediles de Cs, según ha señalado la alcaldesa.

 

"La verdadera cara de la alcaldesa"

Ciudadanos en Benicàssim ha mostrado su "satisfacción porque así se demuestra la verdadera cara de la alcaldesa, la de un cacique en su cortijo",  ha destacado la portavoz de Ciudadanos en Benicàssim, Cristina Fernández. "Se nota que viene Halloween y Susana Marqués se ha puesto el disfraz que mejor le sienta, el de Jesús Gil en la Marbella de los 90", ha añadido.

"Estamos realmente contentos que las denuncias de prácticas mafiosas y amenazas que venimos denunciando queden demostradas, con este acto sin precedentes", ha puntualizado la portavoz naranja. 

"Hace mucho que dejó de pertenecer al Partido Popular, a cuyos dirigentes ha traicionado siempre que ha podido, es una constante en su carrera política y solamente se representa a ella misma. Hoy ha echado al mismo partido que la hizo alcaldesa hace 3 años, si tuviese algo de dignidad debería dimitir antes de mañana", ha añadido.

Según Fernández, Susana Marqués entiende que un compañero de gobierno debe ser "sumiso y esclavo" a todo lo que ella ordene. "Se ha equivocado y hoy ha tomado una decisión que la retrata para siempre. Podrá ganar elecciones, pero ya forma parte de la historia negra de la democracia española y las futuras generaciones así la recordarán", ha concluido.