| 30 de Mayo de 2024 Director Benjamín López

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
Día de Castilla y León
Día de Castilla y León

¿Quiénes fueron los Comuneros de Castilla y qué se conmemora en Villalar?

El punto culminante del conflicto comunero fue la batalla de Villalar el 23 de abril de 1521, los líderes comuneros, Juan de Padilla, Juan Bravo y Francisco Maldonado, fueron capturados.

| Elena Bellver Castilla y León

El colectivo comunero estaba conformado por una amplia gama de castellanos, que abarcaba desde miembros de la nobleza hasta representantes de la burguesía y la mayoría del campesinado. Los líderes comuneros, Juan de Padilla, Juan Bravo y Francisco Maldonado, fueron ejecutados el 24 de abril de 1521.

castilla-leon-dia

En el calendario de festividades de España, el 23 de abril,  Día de Castilla y León ocupa un lugar destacado.

Esta celebración, oficialmente reconocida como la fiesta de la comunidad autónoma, tiene su epicentro en la pintoresca localidad de Villalar de los Comuneros, en la provincia de Valladolid. Es aquí donde se concentran las conmemoraciones que rememoran un momento crucial en la historia de la región y del país: la batalla de Villalar.

Villalar: símbolo de resistencia y lucha

Villalar de los Comuneros, la localidad donde se libró la decisiva batalla, se convirtió en un símbolo de la resistencia y la lucha por la libertad. Aunque en otras regiones este episodio histórico pueda ser menos conocido, en Castilla y León se mantiene viva la memoria de aquellos que sacrificaron sus vidas en defensa de sus ideales.

Villalar

Villalar de los Comuneros

Cada año, el 23 de abril, Villalar y toda la comunidad autónoma se unen para conmemorar este acontecimiento que marcó un antes y un después en la historia de Castilla y León.

El Día de Castilla y León: Homenaje a los Comuneros en Villalar

Siglo XV: orígenes de los Comuneros

Para comprender la importancia de esta fecha, es necesario remontarse al siglo XV, una época convulsa en la que Castilla se encontraba inmersa en conflictos políticos y sociales.

Fue en este contexto que surgieron los Comuneros, un movimiento popular que buscaba defender los derechos de los habitantes de Castilla frente al poder central. Los líderes destacados de las fuerzas comuneras fueron Juan de Padilla, Juan Bravo y Francisco Maldonado, y su movimiento se inició en el año 1517.

Siglo XVI: La Batalla de Villalar y sus consecuencias

El año 1521 marcó un hito trascendental en la historia de los Comuneros. En este año, estalló la guerra de las Comunidades de Castilla, un enfrentamiento entre los rebeldes comuneros y el ejército real.

La batalla de Villalar, librada el 23 de abril de ese mismo año, se convirtió en el punto de inflexión de este conflicto. En esta contienda, los líderes comuneros, Juan de Padilla, Juan Bravo y Francisco Maldonado, fueron capturados y posteriormente ejecutados, sellando así el destino de la rebelión.

Siglo XIX: resurgimiento del ideal comunero

Durante el siglo XIX, especialmente durante el periodo del Trienio Liberal (1820-1823), los Comuneros comenzaron a ser venerados por corrientes progresistas del país.

Juan Martín Díez

Juan Martín Díez "El Empecinado"

Figuras como Juan Martín Díez "El Empecinado" y sus compañeros de la sociedad "Los Comuneros" lideraron homenajes a los líderes caídos en la plaza de Villalar en 1821, buscando incluso los restos de Padilla, Bravo y Maldonado.

Inicios del siglo XX

En los albores del siglo XX, durante la Restauración, se gestaron iniciativas para celebrar en Villalar los hechos relacionados con los Comuneros de Castilla. Una de ellas fue impulsada por José María Zorita Díez, diputado liberal por Valladolid, quien solicitó un crédito extraordinario para conmemorar la batalla de Villalar.

Además, en 1920, el Ayuntamiento de Santander propuso que las corporaciones castellanas celebrasen el IV Centenario de los Comuneros de Castilla. Asimismo, la Casa de Palencia acordó en 1923 realizar un acto en los campos de Villalar, donde las representaciones de Castilla jurarían el Santo Grial castellano y se guardaría un minuto de silencio en todas las ciudades castellanas en honor a los héroes de Villalar.

La Visión de Pere Corominas y Misael Bañuelos

En esa misma época, diversas personalidades expresaron sus puntos de vista sobre el significado de los acontecimientos de Villalar. Pere Corominas, intelectual catalán de izquierdas, en su libro "Por Castilla adentro" (1930), resalta el carácter nacionalista de la guerra de las Comunidades de Castilla y el valor del documento enviado por la Santa Junta al rey como una Constitución ejemplar.

pere-corominas

Por otro lado, el profesor Misael Bañuelos reflexionó sobre cómo el suceso de Villalar marcó un quiebre en la identidad castellana y en el idioma, señalando su importancia en la historia de la región.

La era de la Guerra Civil y la resistencia republicana

Con el estallido de la Guerra Civil Española en 1936, la memoria de los Comuneros de Castilla se mantuvo viva entre las fuerzas republicanas. Surgió el "Batallón Comuneros de Castilla", compuesto principalmente por castellanos y que adoptó el pendón morado como símbolo. Esta resistencia reflejó la pervivencia del sentimiento comunero en la lucha por la libertad y la justicia social.

La Revisión Historiográfica y el surgimiento del Autonomismo

En la década de 1960, el historiador José Antonio Maravall publicó un libro que cuestionaba la visión tradicional de los Comuneros. Maravall consideraba las Comunidades de Castilla como un movimiento revolucionario con un pensamiento político coherente, distanciándose de la interpretación previa que las presentaba como simples disturbios.

jose-antonio-maravall

José Antonio Maravall

Esta perspectiva fue continuada por otros historiadores como Juan Ignacio Gutiérrez Nieto y Joseph Pérez, cuyos estudios respaldaron el surgimiento de movimientos autonomistas durante la Transición hacia la democracia en España, encontrando en Villalar un punto de referencia importante.

El nacimiento del Castellanismo Moderno

En los años 70, con el surgimiento de la actividad antifranquista, se gestaron movimientos que abogaban por la democracia y la autonomía regional. La fundación de la librería "Villalar" en Valladolid en 1972 se convirtió en un centro neurálgico para el activismo antifranquista en Castilla y León.

Además, en la misma librería se presentó el poema "Los Comuneros", escrito por Luis López Álvarez, que se convirtió en un himno del autonomismo regional. Estos eventos sentaron las bases para la primera concentración autonomista en Villalar de los Comuneros en 1976, a pesar de la prohibición gubernativa, que congregó a un importante número de personas y marcó un hito en la reivindicación de la identidad castellana y leonesa.

Al año siguiente, en 1977, la convocatoria conjunta de los principales colectivos regionalistas atrajo a cerca de 20,000 personas al Día de Villalar, consolidando así la importancia de la conmemoración en la lucha por la autonomía y la identidad regional.

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 

Una publicación compartida de 🅡🅞🅒🅘🅞 🅒🅟 (@rtx8p)

En resumen, la conmemoración del Día de Castilla y León, establecido el 23 de abril por la Ley 3/1986, tiene su origen en la resistencia y lucha de los Comuneros de Castilla, cuyo legado perdura hasta hoy.

Esta fecha, centrada en la emblemática localidad de Villalar de los Comuneros, simboliza la lucha por la libertad y la identidad regional a lo largo de la historia de Castilla y León. Si te ha gustado el artículo compártelo en tus redes sociales y déjanos un comentario con tu opinión.