| 23 de Junio de 2024 Director Benjamín López

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
Sonsoles Ónega y Lolita Flores.
Sonsoles Ónega y Lolita Flores.

El fenómeno paranormal de Lolita se impone al lapsus con el modelito de Sonsoles

A punto estuvo la presentadora de Antena 3 de dejar su anatomía al descubierto en un accidente propio del directo que generó no poca expectación entre sus muchos fans. Estilismos complicados

| Candela Alba Chismógrafo

Es un clásico en cualquier programa de entretenimiento que se precie, más allá del Cuarto Milenio o el Horizonte de Iker Jiménez. Más tarde o más temprano lo de los fenómenos paranormales suele salir a relucir en las mesas de debate y análisis.

Y esta vez le tocó el turno al de Ana Rosa Quintana en su sección de colaboradores "ilustres" cuando TardeAR sacó al relucir la noticia de una la presunta aparición de un fantasma en un hospital de Cádiz. Se trataría de una aparición que han visto muchos pacientes y claro, los tertulianos de Telecinco desvelaron si habían vivido alguna experiencia similar...

Xavier Sardà apuntaba que no cree en este tipo de cuestiones pero Vicky Martín Berrocal revelaba que su compañera de mesa, Laura Sánchez, "vive con un fantasma" que hace cosas como "encender la música" en plena noche. A Lolita Flores su madre también se le "aparece": "En mosca. Ella dijo, siempre lo he contado, que cuando se muriera quería reencarnarse en una mosca chiquitita, revoltosa, para ponerse en el hombro y enterarse a ver qué nos pasa, estar pendiente". Es más, confesó haber experimentado ciertas cosas: "He hecho vuelos transatlánticos de muchas horas y enfrente de mi mesa había una mosca".

Los problemas de Sonsoles Ónega con un roto en la falda

Mucho más mundano y menos paranormal fue lo que sucedió a la rival de TardeAR en la parrilla este lunes, puesto que que Sonsoles Ónega comenzó la semana de forma algo accidentada con el clásico accidente de estilismo cuando se le rompió la falda al levantarse de la silla al finalizar la sección de sucesos.

La presentadora de Y Ahora Sonsoles se dirigía a Miguel Lago cuando ha interrumpido su discurso de manera súbita. "¡Ay, que se me ha roto la falda, mecachis en la mar salada!", exclamó al tiempo que clamaba con un  "Patri, luego me das una puntada, que si no en el Flash se me va a ver la faja".

Varios minutos después, la conductora del formato de Atresmedia dio paso a su sección de crónica social de la manera más espontánea y natural: "Bueno, ahora me voy a sentar con la falda rota, a ver cómo lo consigo".

La presentadora se tomó con humor el accidente estilístico y salió del brete con la profesionalidad que le caracteriza en una tarde que fue complicada y no solo con su modelito ya que Y Ahora Sonsoles anotó un 10.9% de cuota de pantalla y 934.000 espectadores frente al 11.4% y 966.000 del TardeAR de Ana Rosa Quintana en Telecinco, que cosechó sus mejores registros desde el 5 de diciembre.