| 18 de Junio de 2024 Director Benjamín López

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
Tania Sánchez puede complicarle la campaña a Pablo Iglesias.
Tania Sánchez puede complicarle la campaña a Pablo Iglesias.

Tania Sánchez, pillada in fraganti, y el lenguaje no verbal de Rivera

Con las manos en la masa. La ex de IU, hoy de Podemos, puede amargarle la campaña al que fuera su novio. ¿Será ese suceso inesperado que esperaba Sánchez para dar un vuelvo a la situación?

| Isabel de Dios Medios

Siguen los ecos del debate a cuatro del lunes y en esta campaña "loca" en la que las cosas pueden cambiar de un día para otro ahora es Pedro Sánchez el que se está llevando la peor parte. Ya lo dice Antonio Casado en El Confidencial: "Albert Rivera aparecía como un aspirante a la Presidencia del Gobierno tan verosímil como Sánchez. Fue una mala nueva en Ferraz y también en Moncloa. Sánchez está sufriendo ahora el último intento del tres contra uno, a raíz del reciente debate a cuatro por televisión. Rajoy le acusa de no ser creíble en sus propuestas después de haber metido a España en el lío de la crisis. Iglesias lo ve fuera de la carrera electoral. Y Rivera insiste en asociarlo a un partido viejo. Pero en el entorno del líder socialista sostienen que se crece en estas situaciones y que cuenta las horas que faltan para el cara a cara con Rajoy". 

En la misma línea, Vicente Vallés asegura en La mirada crítica que "el camino hacia las urnas se ha vuelto un lugar inhóspito para Sánchez. Hasta Felipe González ha tenido que acudir en su rescate, ante las críticas que recibe el candidato. Está rodeado. Rajoy le ningunea. Ciudadanos ya le ha robado votos, y aún aspira a darle otra dentellada por el centro. Y Podemos se ha lanzado sin piedad a por el sector más izquierdista. Aún queda campaña, y Pedro Sánchez tiene la oportunidad del debate con Rajoy del próximo lunes. Pero el líder del PSOE necesitaría que pasara algo inesperado en esta campaña que le pudiera beneficiar. Y ese algo todavía no ha pasado". 

Para Fernando Jáuregui en Diario Crítico "ha caído sobre el secretario general socialista un estigma: sus adversarios y enemigos, que no están solamente fuera del PSOE, le equiparan con Zapatero, y ya se sabe lo que eso significa. Quienes le defienden desde los medios no tienen más remedio que reconocer que la pugna es por el segundo puesto: o PSOE o Ciudadanos. La sensación unánime es que el sitio más alto en el podio ya está virtualmente adjudicado a Mariano Rajoy, a menos que se produzca en las próximas horas o días hasta las elecciones un terremoto de máxima intensidad: alguna de esas revelaciones ‘puntuales en el tiempo’ en las que los Bárcenas de este mundo están especializados, por ejemplo. O que pierda estrepitosamente en su confrontación frente a Sánchez el lunes, suponiendo que ello tuviera inmediatos efectos sobre las urnas. Así que, salvados tales escollos, y suponiéndole a Rajoy la medalla de oro, probablemente será el ganador de la medalla de plata quien decida si el viraje se produce hacia el centro derecha o hacia el centro izquierda". 

Claro que, según Ana I. Martín en ESdiario, Rajoy se guarda una "bala de plata" que se plantea usar contra Sánchez: "Disparar o no disparar, he ahí la cuestión. Egoístamente al candidato del PP le interesa que el socialista quede por delante de Ciudadanos en las elecciones, pero hay otro lado de la balanza. El debate está servido en los corrillos populares, aunque la decisión de la estrategia corresponde únicamente a Rajoy". 

 

El caso es que José Apezarena denuncia en El Confidencial Digital lo que "llaman "banalidad" de la campaña. Concluyen que mucho gesto y mucha frase, pero, por ahora, escasa atención a los problemas que padece este país, abundantes y muy serios. España afronta cuestiones de enorme gravedad, como la amenaza independentista en Cataluña, como el riesgo del terrorismo islámico, que, dada la entidad que presentan y sus consecuencias, merecerían una mayor atención por parte de los candidatos, todavía distraídos con fuegos mediáticos de artificio. Se echan de menos debates a fondo, de verdad, sobre tales desafíos y sobre cuáles son las soluciones que cada uno propone para resolverlos".

Por su parte, José Antonio Zarzalejos habla en El Confidencial de "Rivera y el riesgo de la desmesura. El lenguaje no verbal de Rivera fue desastroso, y en televisión eso es un hándicap tan insalvable que le ha restado muchos puntos. Sobre todo porque su mensaje fue el más propositivo y prospectivo. La “democracia de las audiencias” –relativamente nuevo concepto en politología- ha sentenciado al líder de C's con una nota por debajo de sus merecimientos". 

No es el único problema que tiene Ciudadanos porque, según recoge Antonio Martín Beaumont en ESdiario "el altercado de Albert Rivera en Cádiz enciende las alarmas en Ciudadanos. Hasta ahora el líder de la formación naranja había obviado bajarse de los escenarios para pisar la calle y a pesar de la “bola mágica” hay imprevistos que pueden hacerle mucho daño todavía.

 

Respecto al partido naranja, José Alejandro Vara señala en VozPópuli que "Génova prevé un vuelco en el sprint final de la campaña" y habla de la "obsesión del PP con Ciudadanos": "El Partido Popular se olvida de Sánchez y centra su campaña electoral en Ciudadanos, su directo rival en constante crecimiento. "¿Pero quién es el segundo de Rivera?", es el latiguillo recurrente que se va a escuchar a los candidatos del PP en sus mensajes. "El día 20 puede haber alguna sorpresa", apuntó enigmático Rajoy desde Mallorca". 

En este sentido, Pablo Montesinos añade en Libertad Digital que "los asesores de Rajoy avisan de un ascenso de Iglesias en sus sondeos": "Rajoy se declara optimista aunque sus sondeos no le den todavía el 30% de los votos. "La segunda plaza está en un pañuelo", según sus asesores". 

Rajoy ha ido a su paso y está llegando al sprint más fresco que ninguno

Sea como fuere Antonio Pérez Henares tiene su propa conclusión en Periodista Digital: "Rajoy, partiendo de los más agrios problemas de imagen, con la llaga de la corrupción supurando y lastrando cualquier éxito, hasta opacar en parte el económico, ha ido a su paso y está llegando al sprint más fresco que ninguno. Ahora no faltan, ni siquiera, entre sus enemigos quienes le reconocen que el “viejo” Rajoy a su tran tran está subiendo mejor que los “jóvenes” la cuesta y les lleva, y hasta puede que acreciente, ventaja hacia la cima. Y yo al contemplarlos a los cuatro en la ascensión, recuerdo aquella útil enseñanza de mis maestros en aquellas tremendas caminatas y subidas a las montañas de la Ruta Quetzal, cuando Miguel de la Quadra y Jesús Luna, su veterano jefe de Expedición, me decían al iniciar la marcha. “Comienza caminando como un viejo para poder acabar como un joven”. Y remataban. "Porque si empiezas a lo joven puedes acabar como un viejo".

Mientras tanto en Podemos experimentan una ligera euforia a raíz del famoso debate a cuatro y se han puesto en modo navideño laico con un vídeo de campaña que ha desatado la ironía de Cristina Losada en Libertad Digital: "Los políticos son los Reyes Magos. Los políticos son omnipotentes. Los políticos son Dios. Unos políticos te sacaron al hijo de casa, y otros políticos te lo van a devolver. Lo que unos políticos te quitan, otros te lo dan. No, no hemos pasado a la ciudadanía: seguimos en la servidumbre. Una nota distintiva del político que pretende tener un poder omnímodo es presentar a los políticos como todopoderosos. El vídeo de Podemos no sólo refleja lo peor de Podemos. Refleja también los peores hábitos políticos españoles. Es el compendio kitsch del extenso populismo patrio: vota al caudillo benefactor y te traerá a tu hijo a casa. Por Navidad".

El último vídeo electoral de Podemos refleja también los peores hábitos políticos españoles

Lo que le puede amargar la Navidad a la formación morada es la información que publica este jueves Segundo Sanz en VozPópuli sobre el nuevo caso de concesiones amañadas: "Tania Sánchez ocultó al pleno de Rivas dos de los contratos sospechosos con un lobby deportivo. El Gobierno que integró la hoy candidata de Podemos no dio cuenta en sesión plenaria del Ayuntamiento de ambos decretos firmados en diciembre de 2008. Tuvieron como destinataria a una empresa benefactora del Círculo de Gestores Deportes de Madrid, vinculado a dos 'fontaneros' municipales del área que llevó Sánchez. Fue la "coordinadora" entre 2007 y 2011".