| 06 de Febrero de 2023 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Traca correguda en la Pobla de Vallbona
Traca correguda en la Pobla de Vallbona

Pitos y abucheos al alcalde de la Pobla de Vallbona en la ‘traca correguda’

Indignación entre los poblanos al impedir al público acercarse a la traca, una de las tradiciones de San Sebastián. “Cada vez ponen más excusas para restringir nuestras tradiciones”, señalan

| V. G. Municipios

Amargo final de fiestas patronales para el alcalde de la Pobla de Vallbona, Josep Vicent Garcia i Tamarit, cuando el público profirió todo tipo de pitos y abucheos durante la celebración de unas de las tradiciones más populares, la traca correguda. El motivo es que pusieron vallas que no dejaron acercarse al público a disfrutar de esta tradición, pero en el fondo muchos poblanos ven que desde el Ayuntamiento que dirige Compromís con el PSOE, CUPO y un edil no adscrito se intenta marginar ciertas tradiciones.

La traca correguda, la tradición de correr detrás de una larga traca que se pone a lo largo de un recorrido por el municipio, ha sido el detonante del malestar de los ciudadanos de la Pobla de Vallbona con el alcalde. Pero como recuerdan, no es el único motivo de fricción. Desde el gobierno de Josep Vicent Garcia i Tamarit tampoco se ha apoyado otras tradiciones como los disparos de escopeta en San Sebastián, quedando en los últimos años como una tradición desangelada.

“Sólo potencian lo que les interesa, y tradiciones como la traca correguda tienen cada vez más dificultades, poniendo vallas y policía que impidieron a la gente disfrutar de esta tradición en todo el recorrido”, subraya uno de los asistentes, tras el chorreo y los gritos de “fuera” que los poblanos profirieron contra el gobierno municipal.

Desde que Compromís accedió al gobierno de la Pobla de Vallbona en 2015, muchos poblanos vienen denunciando el “arrinconamiento” de tradiciones como las fiestas patronales de la Virgen del Rosario o de San Sebastián, que desde el Ayuntamiento no se potencian o no se promueven, e incluso se les ponen dificultades o se descafeínan juntándolas con otras cuestiones.