| 18 de Junio de 2024 Director Benjamín López

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse

Juguetes "clásicos": ¿Por qué nunca deben pasar de moda?

Descubre por qué los juguetes de antaño siguen siendo una opción valiosa frente a las tablets

| E.V. Ocio

En la era digital actual, los juguetes antiguos pueden parecer obsoletos en comparación con la última tecnología de vanguardia, como las tablets y los dispositivos electrónicos.

Sin embargo, estos clásicos juguetes que han existido desde hace décadas siguen siendo una elección inteligente y valiosa para los padres y los niños por igual. Aunque las tablets pueden ofrecer juegos y entretenimiento digital, los juguetes antiguos tienen ventajas significativas en el desarrollo físico, mental y emocional de los niños. Descubre por qué los juguetes antiguos nunca pasan de moda.

Desarrollo físico: ¡Nada como moverse y jugar al aire libre!

En un mundo donde la tecnología domina, los niños a menudo se vuelven excesivamente sedentarios sentados frente a una pantalla durante horas. Esto es muy cómodo para los padres, pero también muy egoísta porque ese sedantarismo, tarde o temprano, les va a pasar una  factura tanto física como emocionalmente en forma de obesidad, falta de coordinación, carencia de habilidades sociales, falta de empatía y escasa resistencia a la frustración.

Las tablets pueden ofrecer juegos y actividades virtuales, pero carecen del elemento físico y activo que los juguetes antiguos pueden proporcionar. Jugar con bicicletas, pelotas, cometas y juegos al aire libre, fomenta la actividad física, el desarrollo muscular y la coordinación motora. Los niños pueden correr, saltar, trepar y moverse, lo que contribuye a su bienestar físico y les ayuda a desarrollar habilidades motoras importantes.

Desarrollo mental: ¡La imaginación no tiene límites!

A diferencia de las tablets, que ofrecen juegos predefinidos y opciones limitadas, hay otros  juguetes de toda la vida que fomentan la creatividad y la imaginación. Hablamos de bloques de construcción,  rompecabezas, muñecas ...  objetos que permiten a los niños crear sus propias historias, inventar mundos imaginarios y desarrollar habilidades cognitivas como la resolución de problemas, el pensamiento lógico y la planificación, habilidades mentales y emocionales valiosas que les serán útiles a lo largo de su vida.

 

Desarrollo emocional: ¡Aprender a compartir y socializar!

Jugar con objetos no tecnológicos también fomenta el desarrollo emocional y social de los niños. Los juguetes tradicionales a menudo requieren que los pequeños lo hagan en grupo, lo que les permite aprender habilidades sociales importantes como el compartir, la colaboración, la comunicación y la empatía. Los niños pueden aprender a negociar, a trabajar en equipo y a resolver conflictos de una manera saludable y constructiva. Además, los juguetes antiguos también pueden ayudar a crear vínculos emocionales y recuerdos duraderos con amigos y familiares, lo que contribuye a su bienestar emocional y su capacidad para relacionarse con los demás en la vida cotidiana.

¡El valor del tiempo de calidad en familia!

Lo habitual es que las tablets se utilicen de forma individual , pudiendo aislar a nuestros hijos. Por el contrario, los juguetes de toda la vida fomentan la interacción con sus hermanos, amigos y padres, en especial todos aquellos de habilidad y de mesa, así que, ahora que se acaba el curso y todavía quedan algunas primeras comuniones pendientes, ¿por qué no ser "original" regalando algo que además de divertir, enseñe y que además de educar mejore las habilidades mentales y sociales de nuestros pequeños?.