| 29 de Mayo de 2024 Director Benjamín López

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse

España debe liderar la sostenibilidad en el turismo

Nuestro país debe profundizar en una estrategia que le permita transformar el turismo español hacia un modelo de crecimiento sostenible, manteniendo su posición de liderazgo mundial.

| Francisco Pérez Sostenibilidad

El turismo sostenible no solo tiene un impacto ambiental positivo, sino que también es un motor económico vital para España. La Estrategia de Turismo Sostenible de España 2030 busca mantener este liderazgo mundial mientras se abordan los desafíos de manera sostenible. 

Hablamos de una iniciativa crucial para abordar los desafíos del sector turístico en el medio y largo plazo que busca mejorar la competitividad y rentabilidad del sector turístico. Esto implica apostar por la calidad, acelerar la transformación digital y fomentar la innovación. El turismo es un pilar clave de la economía española, que contribuye al 11,7% del PIB y emplea al 12,2% de los afiliados.

La conservación del patrimonio cultural y natural es esencial en nuestra estrategia. España cuenta con un extenso patrimonio que debe protegerse y aprovecharse de manera sostenible. La promoción de destinos turísticos diferenciados y la preservación de su identidad cultural son parte de esta visión.

La estrategia de turismo sostenible se compromete a distribuir los beneficios del turismo de manera equitativa. Además, aborda el desafío de la despoblación en áreas rurales, buscando soluciones que mantengan la vitalidad de estas regiones. Al promover el turismo sostenible, podemos vincularlo con objetivos como la reducción de la pobreza, el apoyo a emprendedores y la inclusión de grupos desfavorecidos.

El turismo puede impulsar la productividad agrícola al promover productos locales en los destinos turísticos. El agroturismo también complementa las actividades agrícolas tradicionales.  Además, el turismo sostenible también puede ser una herramienta educativa. Al viajar de manera consciente y respetuosa, los turistas pueden aprender sobre la cultura local, la biodiversidad y la importancia de la conservación.

España recibe una gran cantidad de inversión extranjera directa relacionada con el turismo. Además, el gasto de los turistas en alojamiento, alimentación, transporte y actividades culturales contribuye significativamente a la economía local y nacional. El turismo también beneficia a sectores relacionados, como la agricultura, la construcción, el transporte y la artesanía. Por ejemplo, la demanda de productos locales y la construcción de infraestructuras turísticas impulsan la economía en áreas rurales.

El turismo sostenible es un tema crucial en la actualidad, y su relevancia se ha intensificado con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible. Esta ambiciosa agenda, aprobada en 2015 por los gobiernos de todo el mundo, establece un marco global hasta 2030 para abordar la pobreza extrema, la desigualdad y el cambio climático. A través de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), se busca transformar y mejorar la vida de las personas y el planeta.

¿Cómo se fomenta el turismo consciente?

El fomento del turismo sostenible es esencial para garantizar que esta industria beneficie tanto a las comunidades locales como al medio ambiente. Aquí resumimos algunas estrategias y enfoques que se pueden utilizar para promover el turismo sostenible:

  1. Educación y Sensibilización: Crear conciencia entre los turistas, operadores turísticos y comunidades locales sobre la importancia de prácticas sostenibles. Esto incluye talleres, campañas de sensibilización y programas educativos.

  2. Certificaciones y Etiquetas: Fomentar la adopción de certificaciones y etiquetas de turismo sostenible. Por ejemplo, el Global Sustainable Tourism Council (GSTC) establece criterios para la certificación de destinos, hoteles y operadores turísticos.

  3. Planificación y Gestión Responsable: Desarrollar planes maestros de turismo que consideren la capacidad de carga, la conservación de recursos naturales y la participación de la comunidad. La gestión adecuada de los destinos es fundamental.

  4. Involucramiento Comunitario: Incluir a las comunidades locales en la toma de decisiones y en la planificación turística. Esto garantiza que el turismo beneficie a las personas locales y no cause daños.

  5. Promoción de Productos Locales: Fomentar el consumo de productos y servicios locales. Esto apoya a los productores locales y reduce la huella ambiental al minimizar el transporte de bienes.

  6. Turismo de Bajo Impacto: Promover actividades turísticas que tengan un impacto mínimo en el medio ambiente. Ejemplos incluyen el ecoturismo, el turismo rural y el senderismo responsable.

  7. Conservación y Restauración: Invertir en la conservación de áreas naturales y culturales. Esto incluye la restauración de ecosistemas y la protección del patrimonio histórico.

  8. Medidas Regulatorias: Implementar regulaciones y políticas que fomenten prácticas sostenibles. Esto puede incluir límites de visitantes, restricciones de construcción y zonificación.

En resumen, el fomento del turismo sostenible requiere una colaboración activa entre gobiernos, empresas turísticas, comunidades locales y los propios turistas. Juntos, podemos asegurar que el turismo sea beneficioso para todos y para nuestro planeta 🌍🌿