25 de septiembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Boho Club, el bosque secreto de Marbella

En plena milla de oro se esconde uno de los proyectos hoteleros con más encanto de La Costa del Sol, un complejo que mezcla en perfecta armonía el encanto nórdico con la calidez mediterránea

La capital de la costa del sol es uno de los destinos vacacionales más exclusivos del mundo, y a pesar de que ya se encuentra ampliamente explotada a nivel hostelero, todavía esconde algunos secretos para el público más exigente. Este es el caso de Boho Club, la última creación de Quartiers Properties, una compañía de propiedad sueca, que cotiza en Nasdaq First North en Estocolmo y cuyo negocio se centra geográficamente en España.

Hablamos de un resort boutique de lujo, ubicado en uno de los enclaves más privilegiados de Marbella, el antiguo centro forestal sueco, un conjunto de coquetas construcciones tradicionales que invita a disfrutar de un oasis de tranquilidad en la vorágine veraniega. Reconvertido en un gran vergel a un paso del exclusivo Puerto Banús, este complejo hotelero aspira a convertirse en uno de los lugares preferidos del público bohemio y cosmopolita, y a fe que tiene todos los ingredientes para conseguirlo.

Arte y diseño

En sus cuidadas y armoniosas instalaciones encontramos 20 acogedoras habitaciones, una de ellas la espectacular Boho Suite, 9 prácticos bungalow con el mismo encanto, 2 piscinas, 2 restaurantes con una sólida cocina a cargo de Diego del Río (Boho Restaurant y Bernie’s) y el Boho Bar, una barra de coctelería, con terraza abierta al maravilloso jardín que enmarca todo con profusión de obras de arte en cada rincón.

Boho Club está ubicado en la afamada Milla de Oro. El resort se encuentra en una amplia parcela privada rodeada de una exuberante vegetación, formada por zonas verdes con un paisajismo de revista en el que predominan las palmeras, los bananos y grandes cactus. La playa se encuentra a tan solo 5 minutos andando, y en 10 minutos llegamos al casco antiguo marbellí, con sus calles empedradas, la muralla, sus tiendas de artesanía o la Plaza de los Naranjos.

Boho Club disfruta de unos espacios abiertos con acogedores rincones donde relajarse, todo con diferentes estilos y ambientes. El interior crea una magnífica atmósfera, como si estuviéramos en una lujosa casa privada, decorada con mobiliario italiano. El arte tiene una presencia muy importante en este Hotel Boutique con piezas de Henry Hudson y Claire Tabouret o fotografías de David La Chapelle, que adornan las paredes o esculturas únicas de Richard Hudson diseminadas por el jardín.

Restaurante gastronómico

Boho Restaurant está dirigido por el chef malagueño Diego del Río, un apasionado de la cocina andaluza, a la que aplica la técnica aprendida en su experiencia en los fogones y combina con los ingredientes y sabores que descubre en sus viajes por el mundo. De sólida formación francesa en la escuela Le Cordon Bleu, Del Río comenzó su andadura en los grandes restaurantes parisinos y ha consolidado su trayectoria en su tierra natal, donde durante 8 años ha lucido una Estrella Michelin.

Ahora presenta una cocina honesta, en una evidente apuesta por el producto de calidad. En la carta de Boho, el comensal encuentra platos suculentos y equilibrados: entrantes fresquitos como la sopa de maíz, mojo de aguacate y verduras encurtidas; el steak tartar, mahonesa especiada y yema de huevo curada en oloroso o el ceviche de pulpo, salmorejo de pepino y cilantro; en los principales, pescados como el rape arrabiata con crema de albahaca y cítricos; o carnes como el cochinillo asado con nectarina, yogurt y mole poblano; y en los postres, la estrella es la lemon pie, crema de lima limón, merengue tostado, cacahuetes y sorbete de hierbabuena.

El equipo de sala está capitaneado por Antonio Ramírez, director de restauración y, por tanto, también responsable de la bodega. Más de 100 referencias nacionales y extranjeras conviven en una amplia carta de vinos y espumosos, con mención especial a las bodegas Jorge Ordoñez, que elabora la cuveé de Boho Club con identidad propia.

Los cocteleros de la elegante barra de Boho Bar preparan los mejores combinados artesanos y una selección de cócteles sin alcohol. Siempre dispuestos para mezclar con sus manos los clásicos o bien sugerir alguna de sus últimas creaciones. Bernie’s es el restaurante pequeño, situado junto a una de las piscinas, que ofrece diferentes tipos de bocadillos, cócteles y bebidas. Aquí el huésped puede disfrutar de los atardeceres llenos de luz y de la brisa procedente del mar Mediterráneo. Un escenario perfecto para relajarse y vivir una estancia tranquila.

Unas habitaciones para el disfrute

La decoración de las habitaciones, de estilo boho chic, el mobiliario y los tejidos repletos de color aportan un ambiente cálido y acogedor. Estas habitaciones están situadas entre varios jardines y todas disponen de balcón con vistas y camas King Size. Las Suites Boho Bungalow han sido diseñadas para gozar de una amplia estancia con la mayor comodidad posible. Decorados con un estilo retro chic, en contraste con piezas modernas y colores vivos, consiguen crear un marco elegante y lujoso. Los bungalows tienen capacidad hasta para cuatro personas y cuentan con un espacio abierto y luminoso, un acogedor salón para recibir invitados, una o dos habitaciones y vestidor.

Más info en Boho Club

Comenta esta noticia