22 de octubre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

España, con las mejores infraestructuras de la UE para la transformación digital

El secretario de Estado para el Avance Digital, Francisco Polo, exige acabar con la complejidad burocrática española durante unas jornadas organizadas por la Cámara de Comercio.

Por suerte, todavía quedan algunos valientes o incluso patriotas que apuestan por España como lugar en el que se pueden hacer grandes cosas en la actualidad. Uno de ellos es José Luis Bonet, nada hay más catalán que Freixenet y, sin embargo, presidente la Cámara de Comercio de España.

Emprendedor donde los haya, es muy consciente de la necesidad de que la tecnología se incorpore a nuestras pymes para poder así competir, como ya hacemos, con quien se nos ponga por delante. Es por ello, por lo que con la ayuda de los fondos FEDER (que para eso están) se pone en marcha un plan para que no haya una sola empresa española que pierda el tren de la innovación.

Francisco Polo, secretario de Estado para el Avance Digital y de los pocos de este Gobierno que se sabe su materia asignada, exigió acabar con la complejidad burocrática que tiene este país, pues no ayuda precisamente en los actuales tiempos.

Mariya Gabriel, Comisaria de Economía y Sociedad Digital, explicó en perfecto francés todo lo que hacen desde Bruselas para que el Viejo Continente no pierda un ápice de innovación y recordó que el 20% de los polos tecnológicos europeos se encuentran en suelo patrio.

Pero fue María Jesús Almanzor, CEO de Telefónica y con esa forma llana que tiene de hablar la que puso al toro en suerte; España tiene las mejores infraestructuras de Europa para la transformación digital. Por lo que debemos liderar el movimiento europeo de una realidad que pasa indefectiblemente por el 5G, la inteligencia artificial y el Big Data que nos ayuda a ser más eficientes en todo.

El potencial presidente del BBVA si finalmente es destituido FG, José Manuel González-Páramo, dijo que la administración pública española ha hecho el esfuerzo, sobre todo a la hora de recaudar impuestos como siempre ocurre. Mientras que Rafael Climent, consejero de la Generalitat Valenciana, David Cierco de Red.es y Anthony Gooch, de la OCDE, recordaron lo poco que invierte España en I+D+i comparado con nuestros socios europeos.

Carmen Sampol, CEO del grupo que lleva su apellido, es tan guay al hablar que casi no se la entiende, mientras que María Helena Antolín, vicepresidenta del Grupo Antolín, animó a no tener miedo a la innovación. Estas dos señoras no deben de entrar en las famosas listas de brecha salarial o de mujeres que no ocupan cargos directivos.

El consejero delegado de Mapfre, José Manuel Inchausti, nos soltó un buen anuncio de 20 minutos sobre su aseguradora aprovechando que estábamos todos pendientes de la llegada de la ministra Meritxell Batet. La pobre no dijo nada más que repetir lo anteriormente expuesto, menos mal que la presidenta de Cotec (otra que no sale en las listas), Cristina Garmendia, comentó que para afrontar los nuevos tiempos debe haber cambio, conocimiento y valor.

Carlos López Blanco, jefazo de Telefónica y exsecretario de Estado del ramo, recordó al personal presente lo que es un oxímoron, pues a él le tocó abrir la clausura del acto. Además, fue breve por no tener las gafas.

Jordi Sevilla estaba en la sala muy atento a todo sentado en la primera fila y pudimos enterarnos por megafonía de que otra exsecretaria de Estado, Marta Fernández Currás, había perdido su cartera, pero como ahora los taxistas están tratando de limpiar su imagen procedieron a su devolución inmediata y sin que faltara nada según me comentó la propia interesada.

Un vino español cerró el acto en la confianza de que no haya una sola empresa en España que deje de hacer negocio por no poder acceder a un título tan bonito como el que supone, España una empresa digital. Cualquier duda que les surge pónganse en contacto con su cámara de comercio habitual.

Comenta esta noticia
Update CMP