17 de enero de 2018
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Telecinco le hace una gran jugarreta a Bertín Osborne para acelerar su despido

Bertín Osborne con el Padre Ángel en su programa de Navidad.

Bertín Osborne con el Padre Ángel en su programa de Navidad.

Desde que arrancara la nueva temporada, el programa de entrevistas no ha descansado ni siquiera en Navidad. Todo responde a otros planes ocultos de Mediaset que se ha puesto a hacer cuentas.

Bertín Osborne fichaba de manera estelar por Telecinco, que de esta manera arrebataba a Televisión Española una de las sensaciones de esa temporada del año 2016, el programa de entrevistas caseras desenfadas entonces llamado En la tuya o en la mía. Se producía así un auténtico bombazo televisivo.

El popular cantante y presentador cambiaba así de casa y con idéntico formato pero distinto nombre, Mi Casa es la tuya, comenzaba su aventura en Mediaset con moderado éxito en cuanto audiencia. Ahora, en lo que es su segunda temporada, la situación ha cambiado en las relaciones entre Osborne y Telecinco, según han apuntado a ESdiario fuentes próximas a la cadena. Pese a lo que inicialmente estaba previsto, el programa no ha descansado durante las dos semanas de fiestas navideñas. Telecinco ha emitido Mi Casa es la tuya pese a ser una época de menor consumo televisivo y en la que además cambian los hábitos televisivos, con gustos  inclinados hacia películas de tipo familiar e infantil.

Como consecuencia de ello, la audiencia de Bertín Osborne se ha resentido de manera importante. La entrevista con el Padre Ángel en el día de Navidad caía a un 8,4% y 1.312.000 espectadores, su mínimo histórico; mientras que el especial de Año Nuevo con las cantantes Alaska y Niña Pastori y el actor Fernando Tejero anotaba un discreto 11,3% con un total de 1.841.000 espectadores.

Pero ¿por qué ha emitido Telecinco el programa pese a saber que podía pinchar y caer audiencia? Según fuentes cercanas a la cadena y a la productora del programa consultadas por ESdiario, la razón no es otra que Mediaset quiere despachar cuanto antes a Osborne y deshacerse de un programa que ya no cuenta con su principal atractivo: la novedad. Y esa inmediatez, y la emisión sin descanso del programa, se traduce en que actualmente solo quedan 10 entregas del espacio de Bertín y en ese momento acaba su vinculación con Telecinco tal y como recoge el contrato. Y como el respaldo de la audiencia se va diluyendo, cuanto antes termine el compromiso mejor. En 10 semanas Bertín Osborne desaparece de la parrilla y no hay intención alguna, al menos de momento, de renovación.

Lo que le cuesta a Mediaset

Cuando Bertín Osborne se marchó, en marzo de 2016, de Televisión Española lo hacía para mejorar de manera considerable su sueldo. De los 12.000 euros que se embolsaba por programa en la televisión pública pasaba a los 30.000 euros que recibe por parte de Mediaset. Además, el presentador tiene pactado cobrar un bonus de 1.000 euros por cada décima de cuota de pantalla que superara el 18% de share hasta un máximo de un 23%. Con todo, Telecinco desembolsa 225.0000 euros por un programa de 70 minutos o 250.000 euros por uno de 80 minutos.

Y si atendemos a lo que aseguran a este diario las fuentes consultadas, Bertín Osborne tendrá que mudarse de nuevo de casa. 

Comenta esta noticia