10 de julio de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Abascal anuncia las tres condiciones para coger el teléfono a Sánchez y negociar

Abascal pasa por delante de Sánchez e Iglesias en el pleno del pasado jueves.

Abascal pasa por delante de Sánchez e Iglesias en el pleno del pasado jueves.

El ministro Marlaska ha confirmado que el presidente iniciará su ronda de contactos en estos próximos días. Y el portavoz de Vox, Jorge Buixadé, anuncia la hoja de ruta de su partido.

Vox modula sus formas pero sigue firme en el fondo. En la semana en la que Pedro Sánchez se dispone a descolgar el teléfono de La Moncloa para llamar a los líderes de la oposición y explicarles su propuesta de los Pactos de la Moncloa bis, el partido de Santiago Abascal se muestra dispuesto ahora a atender esa llamada pero mantiene intactas las tres condiciones que el propio Abascal le lanzó al líder del PSOE en el debate sobre la prórroga  del estado de alarma, el pasado Jueves Santo en el Congreso de los Diputados.

Vox ha advertido este lunes de que Abascal sólo hablará con Sánchez de futuros pactos tras la crisis del coronavirus si excluye de los mismos a su vicepresidente Pablo Iglesias y a los separatistas, pero también si el líder socialista promete irse después a su casa para dejar paso a un Gobierno de "emergencia nacional".

En una comparecencia telemática ante los periodistas, el portavoz de Vox, Jorge Buxadé, ha recalcado que su partido fue el primero en plantear la necesidad de "un gran pacto nacional" para afrontar tanto la emergencia sanitaria como la económica derivada de "coronavirus de Wuhan", pero, eso sí, un acuerdo "sin la intromisión de los políticos separatistas ni de la franquicia del golpismo chavista en España".

En ese escenario, el dirigente de Vox ha apuntado que su partido estaría dispuesto a "trabajar" para configurar un Gobierno de "emergencia nacional", pero no para adherirse a unos eventuales pactos en los que estén presentes el separatismo y el comunismo.

A principios del presente mes, el líder de Vox rechazó incluso hasta mantener una conversación telefónica con el presidente del Gobierno sobre la prórroga del estado de alarma alegando que la información que le traslada Sánchez era "escasa y poco creíble".

Preguntado este lunes si Abascal cogerá esta vez la llamada del presidente, Buxadé ha reiterado que primero Sánchez debe descolgar el teléfono y que, en ese caso, lo que Vox tiene previsto repetirle es que está de acuerdo con la necesidad de "un gran acuerdo nacional" entre las fuerzas políticas nacionales, "con exclusión de los separatistas y del golpismo chavista".

Pero también le reiterará la necesidad de que pague las nóminas a todos los españoles y, después, se vaya a casa "con todo su Gobierno". Buxadé ha advertido de que si Sánchez llama a Abascal con un eventual Pacto de la Moncloa en el que están los separatistas y comunistas para iniciar "una tercera o cuarta Transición española hacia no se sabe dónde", la posición de su partido será distinta a si lo hace para ofrecerle un acuerdo con las grandes fuerzas y una serie de compromisos.

Entre éstos, ha citado que Sánchez debe "no ceder" ante el separatismo y debe echar para atrás todas las medidas "totalitarias" adoptadas, como la que permite a su vicepresidente, Pablo Iglesias, a tener control sobre el Centro Nacional de Inteligencia, pero también debe facilitar la conformación de un Gobierno de "emergencia nacional" asumiendo así su "incapacidad"para resolver la crisis del coronavirus.

En ese caso, ha reconocido Buixadé, la respuesta de Abascal, "con toda seguridad y por lealtad a los españoles", será "distinta".

Comenta esta noticia