02 de junio de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Yiya saca de quicio a Rocío Flores y Lara Álvarez confirma los peores temores

Lara Álvarez logró que Rocío Flores cambiara de opinión.

Lara Álvarez logró que Rocío Flores cambiara de opinión.

La presentadora certificó las peores sospechas de Telecinco y Cuatro en esta edición de "Supervivientes" y metió el miedo en el cuerpo a más de un directivo de Mediaset en tiempos delicados.

A punto estuvo este martes Rocío Flores de abandonar Supervivientes 2020. Su encontronazo con Yiya en la edición de Tierra de Nadie no hizo otra cosa que sacar de quicio a la hija de Antonio David, concursante estrella de esta edición del reality cuya baja, sin duda, hubiera supuesto un duro golpe para Telecinco y Cuatro precisamente ahora que intenta mantener su emisión contra viento y marea en tiempos de crisis sanitaria y escasez de programación de entretenimiento.

Y es que la joven llegaba a la playa sin saber que tendría que saldar las deudas pendientes con los habitantes de Playa Desvalida. Allí la esperaba una guerrera Yiya que, a pesar de decir que venía en son de paz, empezaba a atacar a la hija de Rocío Carrasco desde el primer minuto.

"Veo que comes bien, ya me han dicho que te comes lo de los otros... ¿Sabes por qué me han traído? Porque han decidido darnos una noche de amor", le decía y continuaba con: "Ahora voy a ser yo la que te enseñe buenos modales. No se miente y no se roba. También comentarte que los minutos de gloria en este programa no dependían de ti ya que yo sigo aquí. Y nada, me encantaría poder compartir contigo todo el tiempo que me quede; si no me voy el jueves, claro. Así que, Doña estrella polar, te doy mi enhorabuena o mi más sentido pésame".

Una serie de ataques a los que Rocío Flores respondía: "Eres la persona que más daño me ha hecho en esta edición y de una forma más sucia", y zanjaba el tema con "en mi educación no entra tratar con este tipo de gente".

Una sonada respuesta a la que Yiya contestaba con un rotundo: "En la mía tampoco entra relacionarme con gente que roba y que miente".

Un fuerte enfrentamiento que venía seguido del reencuentro con Ana María Aldón. Pero ni esta cara más amiga pudo quitarle el disgusto a Ro que, durante la publicidad, amenazó al equipo de Honduras con abandonar.

La propia Lara Álvarez explicaba así la situación a la audiencia: "Durante este pequeño descanso de publicidad, Rocío ha sufrido una pequeña crisis donde me decía que se quería ir. Pero cuando he explicado el juego de recompensa, la he visto que se ha levantado, ha cambiado de energía ¡y se queda!".

Una crisis que Rocío Flores zanjaba con este discurso: "Dije que venía a superar todas las adversidades y creo que lo que me acaba de pasar es otra más. Así que me voy a quedar aquí hasta que la audiencia lo decida".

Un respiro para Telecinco que cada día se enfrenta a informaciones y rumores sobre el tiempo que puede quedarle a Supervivientes en Honduras en mitad de la crisis sanitaria mundial por el coronavirus.

Comenta esta noticia