28 de enero de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Los periodistas estallan y cantan las cuarenta a Sánchez y su gurú por censores

Sánchez, en su última rueda de prensa en La Moncloa, este miércoles.

Sánchez, en su última rueda de prensa en La Moncloa, este miércoles.

Las dos principales asociaciones de informadores se plantan y denuncian las restricciones que Presidencia impone a los trabajadores de los medios. Y luego criticaba el plasma de Rajoy.

Desplantes a los periodistas que esperan al final de sus actos públicos sin acceso al presidente, ruedas de prensa con cuentagotas, declaraciones en el exterior cuando se niega a responder en España y, lo último, comparencias encorsetadas en La Moncloa con inéditas restricciones en el turno de palabra. Y, claro, los periodistas han clamado un hasta aquí hemos llegado.

La Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE) y la Asociación de la Prensa de Madrid (APM) han rechazado la decisión de Sánchez de limitar la rueda de prensa que convocó este miércoles en la Moncloa a dos preguntas.

Para la FAPE, esta decisión "supone un claro menoscabo" del trabajo de los periodistas y un "desprecio" a su labor, así como un "perjuicio" para los ciudadanos. "Hoy más que nunca necesitados de respuestas sobre las negociaciones para la formación del Ejecutivo", ha advertido la entidad que preside Nemesio Rodríguez.

"Los ciudadanos tienen pleno derecho a recibir más información de un tema trascendental -la formación de Gobierno - que afecta de lleno a su vida social, económica y política, especialmente en un momento político tan necesitado de explicaciones como el que estamos viviendo", ha manifestado la FAPE.

En este sentido, ha recordado que los gobiernos "están obligados a rendir cuentas a los ciudadanos y esa rendición se hace normalmente a través de los periodistas mediante ruedas de prensa abiertas y sin limitaciones de preguntas". "Este servicio público de los periodistas es uno de los elementos básicos de la libertad de expresión y de la libertad de prensa que, insistimos, pertenece a todos", ha apostillado.

"La imposición de ruedas de prensa sin derecho a preguntas o con límites que escapan a lo razonable, como ocurrió ayer, es una manera de hurtar a los ciudadanos la explicación de las decisiones y de negarles la respuesta a sus preocupaciones y problemas", ha insistido.

Por su parte, la Asociación de la Prensa de Madrid (APM) ha reclamado a Sánchez, que suprima la limitación de preguntas en las ruedas de prensa y comparecencias gubernamentales, y ha recordado que los periodistas y los medios "tienen la función de mantener informados a los ciudadanos en cumplimiento del mandato constitucional del derecho a la información".

A su juicio, el deber de los responsables políticos es "someterse al escrutinio de la opinión pública a través de los medios de comunicación, en el marco del respeto a la libertad de expresión y a dicho derecho de información".

"La limitación de preguntas, o eliminación de las mismas, en las ruedas de prensa y comparecencias gubernamentales obstaculizan dicha misión, como ocurrió ayer en La Moncloa, cuando Sánchez compareció ante la prensa en el Congreso de los Diputados tras ser propuesto por el rey como candidato a la investidura y admitir solo dos preguntas, que debieron ser pactadas entre los periodistas concurrentes", ha recordado.

Finalmente, ha anunciado que, para abordar este asunto, la APM ha solicitado este jueves una reunión con el secretario de Estado de Comunicación, Miguel Ángel Oliver.

Comenta esta noticia
Update CMP