18 de abril de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Soraya Rodríguez da el portazo a Sánchez humillando a Adriana Lastra por "ni-ni"

Pedro Sánchez en su escaño en el Congreso. Detrás de él, la número dos del PSOE, Adriana Lastra.

Pedro Sánchez en su escaño en el Congreso. Detrás de él, la número dos del PSOE, Adriana Lastra.

La "extensión" de Rubalcaba en el Congreso ha confirmado este jueves que abandona y regresa a su vacante profesional. No como los dirigentes sanchistas que la han purgado a ella.

Soraya Rodríguez se va. Lo deja definitivamente. La extensión política de Alfredo Pérez Rubalcaba -fue su portavoz parlamentaria cuando lideró el PSOE- ha confirmado este jueves no solo que no repetirá en las listas -iba a ser purgada por Sánchez y Adriana Lastra como ya lo ha sido en la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa- sino que deja la política. Se lo puede permitir, tiene trabajo como funcionaria.

No como otros, ha debido pensar cuando ha confirmado este jueves en los pasillos del Congreso que tal vez haya protagonizado su última intervención en las Cortes. Rodríguez -que fue también secretaria de Estado con Zapatero- ha confirmado que su decisión de abandonar el Parlamento tiene su origen en discrepancias con la dirección socialista que encabeza Pedro Sánchez, pero en todo caso no ha dado más importancia al asunto destacando que tiene un trabajo al que volver.

En declaraciones en los pasillos del Congreso ha admitido que su decisión de no repetir en las listas al Congreso para las elecciones del 28 de abril viene motivada por sus "importantes discrepancias" con la dirección del partido que lidera el tridente Sánchez-Lastra-Ábalos.

La todavía diputada ha explicado que estos días de despedida tiene una "sensación de sentimientos cruzados" pero que su salida era "esperada" y que es una decisión que tomó hace meses. "No creo que sorprenda a nadie", ha añadido.

Una vez se disuelvan las Cortes el próximo 5 de marzo, Rodríguez pedirá el reingreso en su plaza de funcionaria "grupo A" que tiene como asesora jurídica de la administración local. "Milito desde los 18 años, pero no fui en ninguna lista hasta que tuve consolidada una cierta trayectoria profesional.

Retomarla ahora es un reto, pero es mucho mejor tenerla, para retomarla, que no tener nada detrás", ha explicado, antes de recordar que también ha ejercido como abogada y que ha dado clases de Relaciones Laborales en la Universidad de Valladolid. Un mensaje envenenado a los sanchistas "ni-ni". Como la propia Adriana Lastra, a la postre su ejecutora en el nuevo PSOE.

Comenta esta noticia
Update CMP