17 de junio de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Anna Gabriel rompe su silencio por carta y llama a la rebelión contra los jueces

Anna Gabriel ha roto su silencio este martes.

Anna Gabriel ha roto su silencio este martes.

Guardaba un discreto silencio. Pero, desde su cómodo escondite suizo, la exportavoz de la CUP alza la voz en vísperas del juicio en el Supremo. Y con una actitud poco conciliadora.

Cómodamente instalada en su escóndite de Ginebra y sin acusaciones graves sobre su cabeza, Anna Gabriel reaparece con ganas de batalla. Y en vísperas del juicio contra el procés en el Tribunal Supremo, la exportavoz de la CUP ha querido, vía carta, agitar a sus decaídas bases.

La exdiputada en el Parlament y una de las protagonistas secundarias del golpe de Carles Puigdemont y Oriol Junqueras ha defendido la necesidad de "alzarse" contra el juicio que empezará en breve a los presos independentistas.

En una carta difundida este martes y dirigida a la militancia cupera, argumenta que el independentismo necesita atender y escuchar mucho más para tener la fuerza necesaria para superar todas las barreras que les separan para poder ejercer derechos, soberanías y la autodeterminación con plenitud.

Para Gabriel, el juicio es una de estas barreras como el "injusto chantaje de la prisión y la descarnada amenaza contra aquellos que también serán juzgados pero que no tienen el mismo foco que los que están en la prisión o en el exilio, o como lo son las actuaciones de la extrema derecha, las renuncias y los miedos".

"Ante estas barreras, y pese a que nos cueste, tendremos que alzarnos -cada uno desde su lugar, des de nuestras posibilidades- pero alzarnos para denunciar. Alzarnos para construir", ha subrayado. Así, ha llamado también a explicar el motivo por el que está en Suiza y a "denunciar que el Estado español responde con represión contra la voluntad" de autodeterminación de Cataluña.

"Nos necesitamos organizadas y determinadas, pero siendo parte de una resistencia amplia", ha destacado Gabriel, que ha apelado a actuar ante lo que ocurre en el mundo y sabiendo que la libertad no es tener miedo pero siendo conscientes de que el miedo ha avanzado.

Según Anna Gabriel, todo lo ocurre no puede llevar a renunciar a la defensa de los derechos civiles, políticos, sociales, económicos y culturales, y por tanto del derecho a la autodeterminación y "al derecho de construir unos 'Països Catalans' que salgan de la lógica neoliberal, del corsé de un régimen, el de 1978, que contiene aún demasiado de la peor tradicional imperial, represiva y vengativa".

Comenta esta noticia
Update CMP