20 de agosto de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La riqueza de Évole, el hombre que decía que acumular dinero "es de gilipollas"

El jefe de Salvados ha logrado que su evidente éxito se traduzca en cifras millonarias al alcance de pocos, y en el viaje también da trabajo a 46 personas en su productora.

Cada euro que gana Jordi Évole lo hace con el sudor de su frente y, por muchos que sean, gracias a eso ofrece trabajo a casi medio centenar de personas en su productora. Nada que objetar, pues, aunque tal vez a él se le haya escapado alguna vez un reproche o un prejuicio hacia otras personas que están en esa misma situación: gana mucho, sí, pero producen más.

El presentador e ideólogo de Salvados, en La Sexta, hace doblete de audiencias y riqueza personal, según cuenta este domingo Vanitatis, la sección de corazón de El Confidencial. Su productora factura ya más de cinco millones de euros, de los cuáles uno queda limpio de polvo y paja para engrosar el capítulo de ganancias.

El resto, como en todas las empresas, va a pagar plantilla, impuestos, gasto corriente y todo lo que comporta una actividad capitalista, aunque su compañía se llame Productora del Barrio y, según la información citada, tenga la mitad del personal con contrato indefinido y la otra mitad con modalidad eventual, típica del sector televisivo.

 

Y además dispone de un patrimonio valorado en tres millones de euros, a lo que según el periódico en cuestión, hay que sumarle otras dos casas ya a título personal: una en una exclusiva zona residencial de de Santa Coloma de Cervelló y otro inmueble en la Costa Brava.

El propio Évole, al menos en el ámbito personal, ha evolucionado en su percepción de la riqueza. Seguramente ya no es aquel periodista que, en 2012, decía lo siguiente sobre el dinero en una entrevista con La Vanguardia: "¡Hay que cambiar ya el chip!: es idiota admirar y envidiar al que acumula dinero y propiedades... ¡Veámoslo ya como a un gilipollas! Tener pasta es ya tener un problema".

Comenta esta noticia
Update CMP