23 de marzo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Sánchez plagia al presidente de Canadá en su posado por sus 100 días en Moncloa

Lo ha vuelto a hacer. Esta vez sin perro ni gafas ni pose de manos, pero imitando a un dirigente internacional con el que sólo comparte edad. Una publicación europea ya le advirtió.

Primero fue el running y el posado con el perro; luego el avión y las gafas de sol y, más tarde, el posado de manos con un mensaje que las presentaba como "símbolo" de la decisión el presidente, Pedro Sánchez. Las campañas de autobombo personal del jefe del Ejecutivo han sido tan virales como, por lo general, objeto de chirigota. Pero en Moncloa gustan, a juzgar por la reincidencia.

El último ejemplo ha sido este mismo fin de semana, con motivo de los primeros cien días de Sánchez en La Moncloa, y vuelve a tener un extraño aroma a asesores de imagen devotos de 'El Ala Oeste de la Casa Blanca', de seguidores de las fórmulas que funcionaron con Obama o Kennedy en los Estados Unidos pero que, en España y sin haber pasado por las urnas, suelen generar el efecto contrario al deseado.

 

En esta ocasión, Sánchez ha grabado un vídeo que plagia literalmente el aspecto y atuendo utilizado por Justine Trudeau, un espejo en el que se mira el presidente español pese a que las coincidencias en realidad  son pocas: más allá de que pertenecen a la misma generación, la de los años 70, el primer ministro de Canadá pertenece al Partido Liberal y ganó sus elecciones por mayoría absoluta.

Nada de eso parece importarle al jefe del Ejecutivo español, que calcó para su vídeo de celebración la vestimenta e incluso los escorzos que le han hecho célebre a Trudeau en su país: camisa blanca arremangada, corbata, en posición de estar trabajando siempre, apoyado de pie en una mesa para volver al teléfono o al ordenador a resolver rápido algún problema acuciante.

Una publicación europea ya le sacó los colores por sus imitaciones de líderes políticos internacionales

No es la primera vez que Sánchez emula a Trudeau o a otros líderes, hasta el punto de que una prestigiosa publicación europea ya le sacó los colores en su estreno, como adelantó ESdiario. Fue en junio cuando literalmente le cazaron. 

Politico.eu, una publicación muy popular entre la clase dirigente de la Unión Europea, dedicó un artículo a sacar los colores al socialista al desgranar hasta qué punto el presidente español se inspiró en su homólogo candiense en sus primeros días en La Moncloa. 

 

Tampoco Kennedy se ha librado de la inspiración de Sánchez

 

Primero, nombrando un Consejo de Ministras y Ministros -según la terminología empleada por sus propios miembros- con 11 mujeres y 6 hombres al que propio primer ministro Trudeau saludó en Twitter.  Cuando llegó al Gobierno, el canadiense pregonó a los cuatro vientos que el suyo sería un gabinete paritario y nombró a 15 mujeres y 15 hombres. Amén de declararse públicamente "feminista". 

 

Segunda coincidencia: la inmigración. Desde que llegó a La Moncloa, Sánchezha anunciado la supresión de las concertinas en la valla de Ceuta y Melilla y la recuperación de la tarjeta sanitaria universal y gratuita para los sin papeles. Aunque lo que más impacto ha provocado ha sido su decisión de acoger a los inmigrantes del Aquarius, luego rectificada con la expulsión en caliente de 166 asaltantes de la valla de Ceuta.

Trudeau, por su parte, tiene cuatro ministros inmigrantes y ha reasentado a 53.000 refugiados sirios. En diciembre de 2015 acudió a recibir en persona a los primeros 163 y señaló: "Salen de los aviones como refugiados y entran como residentes permanentes". A Sánchez, que intentó exactamente lo mismo con el Aquarius, no le salió tan bien y hoy la gestión de la inmigración es una de sus patatas más calientes.

 

Trudeau, protagonizando un episodio previo al del Aquarius

 

Tercer punto en común: la revisión del pasado. Por parte de Sánchez, con el Valle de los Caídos y la inyección de fondos públicos para sacar de las cunetas a las víctimas del franquismo. Antes que él, Trudeau estableció como una de sus prioridades la reconciliación con los indígenas.

 

Y cuatro y más relevante: la importancia que Sánchez le confiere a la imagen, algo en lo que también imita a Trudeau. No hay más que ver las imágenes que La Moncloa distribuye desde el mismo estreno presidencial, un compendio de perros, zancadas, manos y gafas que sugieren la idea de un presidente americano, deportista y enérgico... aunque acabe todo casi siempre en chirigota.

Aunque en esto de las poses, según insistía  Politico.eu, el discípulo español aún tiene mucho que aprender del maestro canadiense, que además de utilizar Facebook, Twitter, Instagram y hasta Snapchat, llegó a vestirse así en una visita a La India:

 

 

"Un Gobierno feminista"

Más allá de las formas, el mensaje en sí de Sánchez insiste en los mismos mensajes ideológicos que estrenó nada más llegar, de los que presumirá además en una especie de gira por distintos puntos de España que comienza en Oviedo.

Así, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha explicado en redes sociales que, tras cien días al frente del Ejecutivo, ha cumplido lo anunciado: "un Gobierno feminista, ecologista, europeísta y social".

Para Sánchez, estos cien días en los que su Gobierno "está haciendo posible el cambio" han sido "intensos" y "apasionantes". En este sentido, ha recordado que España es el "primer país del mundo" con más mujeres en el Consejo de Ministros y que han puesto en marcha "muchas de las medidas inscritas en el Pacto de Estado Contra la Violencia de Género".

 

 

Además, ha apuntado que, antes de que termine el año, el Gobierno va a presentar un Plan Estratégico de Transición Ecológica y una Ley de Lucha Contra el Cambio Climático. "No solamente estamos dando un enfoque europeo y también respetuoso con los derechos humanos en la política migratoria, sino que España está liderando el crecimiento económico en el conjunto de la Zona Euro", ha asegurado Sánchez, al tiempo que ha destacado que el Gobierno "tiene que llegar al conjunto de las capas sociales" de España.

Lo que no dijo es que ese crecimiento es por inercia de la anterior etapa y que, de hecho, se ha frenado en los últimos tres meses, con un sinfin de indicadores negativos coronados por el peor mes de agosto en desempleo de los últimos diez años y la emisión de señales de alarma desde el sector empresarial.

 

 

 

El Gobierno, dijo, quiere seguir consolidando el crecimiento económico haciendo una apuesta por la reindustrialización, por la ciencia y la innovación, así como redistribuir el crecimiento. "Si se crece y no se reparte ese crecimiento no vale para el conjunto de la mayoría ciudadana de nuestro país". En realidad, el índice de producción industrial se ha enfriado en estos cien días y también ha bajado el consumo interno, a la vez que el paro en agosto se disparaba.

Más impuestos

Por ello, su objetivo es "reconstruir" el estado de Bienestar, hacer una "apuesta decidida" por la educación y "seguir ensanchando" el espacio de derechos y libertades en España, así como aprobar una Ley de Eutanasia. De cómo estaba de destruido y de cómo iba a subsanarlo nada dijo, aunque la reunión de la semana pasada con Pablo Iglesias da una pista: subida de impuestos y más gasto público en un país con una deuda similar ya al 100% de su PIB.

Comenta esta noticia
Update CMP