07 de abril de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Sacan un dato y en un día desmontan la medida estrella de la ministra más activa

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, junto a la portavoz, este martes tras el Consejo.

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, junto a la portavoz, este martes tras el Consejo.

Si hay una ministra hiperactiva desde la formación del Gobierno es Yolanda Díaz. La titular de Trabajo se ha empeñado en demoler el legado del PP. Aunque sus reformas sean propaganda.

Sin duda la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, se está mostrando como la integrante del gobierno de Pedro Sánchez más activa desde la conformación del ejecutivo progresista. Suya ha sido la negociación para la subida del SMI y también el primer golpe de la anunciada demolición a plazos de la reforma laboral del PP.

Díaz ha vuelto a cobrar protagonismo este martes, en la última reunión del Consejo de Ministros, al anunciar con todo el boato posible la derogación del artículo que -vía Estatuto de los Trabajadores- permitía el despido a los trabajadores con varias bajas acumuladas, aunque estas fueran justificadas.

La ministra de Unidas Podemos -aunque proviene de IU- salió a la rueda de prensa posterior al Consejo, junto a la portavoz María Jesús Montero, para justificar la medida. No ahorro ni elogios ni justificaciones. "Ya no se podrá despedir a nadie por tener una baja justificada por enfermedad", se felicitó. "Reparamos derechos de los trabajadores y subsanamos una anomalía", añadió.

No se quedó ahí. Explicó que la medida derogada causaba "alarma" entre la sociedad. Y sacó pecho: "A partir de ahora impedimos que las personas, cuando se sienten más vulnerables, sean despedidas".

Pero, con los datos en la mano, la ministra protagonizó una intervención como poco exagerada. Visto el dato que ha ofrecido el propio jefe de los empresarios españoles 24 horas después. En todo 2019 apenas fueron despedidas 30 personas bajo esa amenaza tan peligrosa, según Podemos.

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha detallado este miércoles que el año pasado se hicieron sólo 30 despidos por acumulación de faltas de asistencia justificadas, por lo que ha considerado "exagerado" e "injusto" que el planteamiento que se ha hecho haya sido el de culpar a los empresarios de esta situación.

"Lo que no es justo es que se haya puesto en el punto de mira a los empresarios, especialmente a los pequeños, diciendo que no tenemos ninguna sensibilidad", censura Garamendi, que añade que esta "misma sensibilidad" es la que han demostrado los sindicatos al no plantear eliminar esta causa durante los 40 años que lleva vigente.

"Este artículo llevaba 40 años y como consecuencia de una sentencia todo el mundo ha cogido el banderín de decir que era un problema. Nosotros no decimos que no hubiera que mirarlo (...) pero los sindicatos tendrán alguna responsabilidad cuando llevan 40 años sin decir nada", ha enfatizado el líder de los empresarios.

Garamendi ha recordado que la supresión de este artículo, que entrará en vigor este jueves, no ha sido un tema de diálogo social, sino una decisión que ha tomado el Gobierno, al tiempo que considera que no tendrá mucho impacto, pues apenas se ha utilizado para despedir trabajadores.

M.B
Comenta esta noticia
Update CMP