25 de Julio de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Pilates en el embarazo: descubre los beneficios de practicar este deporte
Pilates en el embarazo: descubre los beneficios de practicar este deporte

Pilates en el embarazo: descubre las ventajas de practicar este deporte

Conoce cómo los ejercicios de pilates te pueden ayudar a sentirte mejor durante todos los meses de embarazo

| Redacción Belleza/Bienestar

Pilates es el mejor deporte que pueden hacer las mujeres embarazadas para sentirse mejor y mejorar su salud. Encontrarás una variedad de ejercicios que podrás hacer sin perjudicar al bebé. 

Si quieres cuidar tu figura y tu salud durante el embarazado, debes hacer diferentes ejercicios de pilates. Son fundamentales para que tengas más agilidad y mantener tu condición física. 

 

Si no sabes todos los beneficios que podrás tener con estos ejercicios, aquí tienes toda la información que necesitas para cuidar de tu belleza

 

¿Cuándo se puede hacer pilates en el embarazo?

Durante el embarazo también tendrás que cuidar tu alimentación y tu estado de forma. Si lo haces con regularidad, podrás mantener tú agilidad y estarás preparada para afrontar los nueve meses. 

Para ello, los ejercicios de pilates serán tu mejor aliado. Es un deporte que se centra en la respiración para conectar mente y cuerpo. Por lo tanto, no son ejercicios de alto impacto que puedan dañar al bebé. 

Por estos motivos, los ejercicios de pilates son perfectos para las embarazadas. Aquí tienes una lista con todos los beneficios

  • Mejora la postura 
  • Alivia dolores de espalda
  • Fortalece la pared abdominal y el suelo pélvico 
  • Aumenta la circulación y reduce la sensación de cansancio
  • Evita la retención de líquidos

Como ves, tiene muchos beneficios, tanto para las mujeres que están embarazadas como las que no. Por lo tanto, no tienes excusas para no probar este tipo deporte. En cuanto hagas una sola clase, querrás implementar el pilates en tu rutina. 

Eso sí, si estás embarazada, tienes que saber que existen ciertas recomendaciones que debes seguir. En primer lugar no se aconseja hacer pilates durante los tres primeros meses de embarazo. Es un periodo delicada por lo que deberás guardar reposo. 

Pero a partir del cuarto mes de embarazo, podrás comenzar tu rutina de ejercicios. Aunque, siempre tendrás que tener el consentimiento de tu médico, ya que cada embarazo es un mundo. 

 

 

Cuando estés segura de que el pilates es seguro para ti, tendrás que empezar de menos a más. Los primeros ejercicios se centrarán en tonificar la espalda y las piernas para que puedas tener fuerza durante todo el embarazo. 

Además, el pilates también es una práctica que te ayudará a prepararte para el parto y sobre todo para el postparto. Los ejercicios de pilates son la mejor opción, si quieres tener una buena recuperación después de dar a luz. 

Por lo tanto, estos ejercicios son buenos para antes y después del embarazo. Así que, una vez que nazca el bebé, tendrás que sacar tiempo suficiente para seguir tu rutina de ejercicios. 

 

 

¿Cómo hacer pilates durante el embarazo?

Si quieres hacer pilates en el embarazo, tendrás que acudir a un profesional. No se aconseja que hagas estos ejercicios por tu cuenta, ya que no tienes los conocimientos necesarios para hacerlos de la manera correcta. 

Además, en una clase de pilates, el profesor podrá adecuar la dificultad de las actividades a tu estado, por lo que siempre es mejor tener la supervisión de un profesional. 

 

 

Durante los primeros días, comenzarás con los ejercicios más sencillos. A medida que pase el tiempo, tendrás más control de tu cuerpo y te animarás a hacer otros más complicados. Siempre teniendo en cuenta el mes de embarazo en el que estés. 

A medida que te acerques a los nueve meses, te sentirás más cansada, por lo que los ejercicios de pilates serán de menor intensidad. También puedes probar otros deportes como el Yin Yoga. Se centra en la relajación para tonificar el cuerpo, por lo que también es perfecto para el embarazo. 

 

 

Ejercicios de pilates para embarazadas

Existen muchos ejercicios de pilates que se pueden adecuar para mujeres embarazadas. Aquí tienes una lista con tres ejercicios que podrás hacer todas las mañanas: 

  • Ejercicios con cinta elástica para tonificar las piernas
  • Ejercicios con balón para potenciar la fuerza 
  • Estiramientos de espalda para aliviar el dolor 

Además, una vez que hayas probado diferentes ejercicios, podrás hacerte tu propia rutina para que sepas cuáles son los más efectivos. Debes tomarte este deporte como un momento dedicado, exclusivamente, para ti. 

 

De esta manera, podrás relajarte y centrarte en conectar tu alma con tu cuerpo. Por otra parte, puedes combinar las clases de pilates con tratamientos de belleza como los masajes anticelulíticos

Durante el embarazo, será normal que aparezca la celulitis en diferentes zonas de tu cuerpo. Puedes combatirla para conseguir reducirla en poco tiempo. 

 

 

¿Cómo utilizar la pelota de pilates en el embarazo?

Si empiezas tus clases de pilates, llegará un momento en el que tengas que utilizar la pelota. Será un elemento que te acompañe desde la semana 26 de embarazo y que te ayudará a prepararte para el momento del parto. 

Sin duda, es uno de las herramientas que tendrá más beneficios para ti: 

  • Aumenta la flexibilidad 
  • Mejora fortaleza en la espalda
  • Podrás descargar todo el peso en la pelota 
  • Ayuda a prevenir los dolores de la zona baja de la espalda

Sin duda, es un complemento que tendrás que tener en casa. Incluso si no haces pilates de forma regular, pero estás embarazada, es recomendable que utilices este aparato para sentirte mejor. 

Además, existen muchas formas de utilizar la pelota de pilates, y una vez que llegue el momento del parto, también podrás usarla. Es una gran inversión, que podrás hacer para que puedas llevar mejor el embarazo. 

 

 

¿Hasta que mes de embarazo se puede hacer pilates?

Hacer ejercicio durante el embarazo, tiene muchos beneficios para tu salud y para la salud del bebé. Pero, a medida que pasen los meses, tendrás que dejar de hacer ciertas actividades de alto impacto. 

Con el paso de los meses, te sentirás más cansada y pesada, por lo que no tendrás ganas de hacer algunos ejercicios. Es bueno que escuches a tu cuerpo y adecúes tu rutina a tu condición física. 

Se recomienda que a medida que llegue el momento del parto, hagas ejercicios que fortalezcan tus músculos y que te ayuden a relajarte. 

Por lo tanto, puedes hacer ejercicio hasta el último mes de embarazo, siempre y cuando se adapten a tu estado. 

 

Como ves, los ejercicios de pilates son muy buenos para tu salud, tanto si estás embaraza como si no. Te ayudarán a fortalecer tus músculos, al mismo tiempo que tu cuerpo se tonifica y se relaja. 

En definitiva, si buscas un deporte que tengas muchos beneficios en tu salud, tendrás que hacer una tabla de ejercicios de pilates. Conseguirás que tu cuerpo se vea mejor, y en el caso de que estés embarazada te ayudará a sentirte menos pesada. 

Sin duda, el pilates es la mejor opción que puedes elegir para mejorar tu condición física