ESdiario
ÚLTIMA HORA

Dos muertos, entre ellos el autor los disparos, balance del intento del asesinato de Donald Trump

El dúo Anne Igartiburu y Jordi González no convence: 'D Corazón', en caída libre

Las audiencias no respaldan el nuevo formato del clásico programa de TVE sobre la prensa rosa y estos datos, con el ente público más pendiente que nunca de los números, los ponen en el filo.

Anne Igartiburu y Jordi González durante la presentación de 'D Corazón', en TVE.

Publicado por

Creado:

Actualizado:

D Corazón arrancaba hace dos fines de semana con su lavado de cara con la habitual Anne Igartiburu al frente acompañada esta vez por Jordi González. El clásico programa de prensa rosa de TVE iniciaba su nueva andadura con ilusión pero con muchas dudas por los cambios y haciendo frente a una audiencia cada día más exigente. Cuatro programas después la audiencia no les respalda y los nervios ya deben de aparecer en la planta noble de Prado del Rey.

Y es que la cadena pública se ha convertido de un tiempo a esta parte en una trituradora de programas. Más atentos que nunca a los números, no les tiembla el pulso a la hora de decidir el destino de uno de sus espacios si los datos no acompañan. En esta situación al borde del precipicio podría encontrarse el espacio presentado por la vasca y el catalán ya que por el momento no convencen a los espectadores de la sobremesa de los sábados y los domingos.

Eso sí, hay que reconocer que D Corazón no lo ha tenido fácil desde el primer momento. Por ejemplo, la decisión de situar a Jordi González al lado de Igartiburu parecía más un movimiento forzado para dar cabida al ex presentador de Telecinco tras su estrepitoso fracaso con La plaza de la 1. Programa que analizaba la actualidad durante la franja vespertina y que duró en parrilla tan solo 8 entregas antes de ser fulminada por TVE.

Después, justo antes del inicio del programa, los rumores apuntaban a que Igartiburu no vería con buenos ojos presentar en pareja y que, para colmo, no le gustaba su compañero de viaje. Unos rumores que la propia presentadora ha desmentido en varias entrevistas posteriores. A todo esto hay que añadir que de cuatro programas que llevan la vizcaína ha faltado a dos (el primer domingo y el sábado siguiente) por estar grabando Bailando con las estrellas.

La audiencia dicta sentencia: lejos de sus competidores

Con todo este caldo de cultivo era difícil marcar unos buenos datos de audiencia y así ha pasado. En su debut el sábado 20 de enero lograron un escaso 6,1% de share y al día siguiente consiguieron una ligera subida hasta el 6,5%. Una cifra similar marcaron el sábado 27 en su tercer programa pero la caída se ha producido este domingo, bajando más de un punto hasta el 5,4%. En la comparación con sus competidores salen desde luego mal parados, con Socialité en Telecinco llegando al 10% y a años luz del 18% que marcó La Ruleta de la Suerte en Antena 3.

Durante la emisión de estos cuatro programas las redes sociales se dividían entre detractores y defensores del nuevo formato. Sin embargo los datos han dado el batacazo al ente público. La principal crítica de los usuarios en redes -uno de los principales feedback que se puede recibir en los primeros impactos- apunta a una especie de “salvamización” del clásico programa, perdiendo este la esencia que lo ha mantenido en antena durante 25 años. En cuanto a lo positivo, la mayoría de halagos se los lleva una de las incorporaciones: Alba Carrillo, que se está multiplicando tras su marcha de Mediaset.

tracking