| 24 de Febrero de 2024 Director Antonio Martín Beaumont

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse

Ceferin atiza al Barcelona por el Caso Negreira y siembra la duda con el Madrid

| Redacción Deportes Deportes

Durísimo contra el Barcelona, como era obvio posicionado radicalmente enfrente de la Superliga pero también alimentando sospechas sobre el Real Madrid. El presidente de la UEFA, Alexander Ceferin, ha concedido una extensa entrevista a 'Ekipa', medio deportivo de su país, acerca de las grandes polémicas del deporte rey, incluyendo el VAR. Y el esloveno, que el miércoles en Lisboa será reelegido en su cargo hasta 2027, se ha subido al caballo sacando pecho, se ha liado a repartir mandobles y no ha dejado títere con cabeza.

Interrogado acerca del escándalo suscitado en España por el Caso Negreira, los pagos del Barcelona durante 17 años al vicepresidente de los árbitros españoles, Ceferin, pese a la cautela de ser un caso aún bajo investigación, ha sido contundente: "Me he informado y la situación es sumamente grave. Tan grave es que es una de las más graves en el fútbol que yo haya visto. En la Liga española, por supuesto, el asunto está prescrito y no puede tener consecuencias competitivas, pero los procedimientos están en curso a nivel de la Fiscalía española. Pero en lo que se refiere a la UEFA, no hay nada que esté prescrito. ¿Sanciones deportivas? Ni puedo ni quiero responder a esa pregunta", indicó Ceferin.

El esloveno, azote de la Superliga, también arremetió contra la nueva competición, a la que dio por muerta y enterrada: "Aparentemente todavía están tratando de hacer algo, pero en mi opinión, solo para mejorar un poco su posición negociadora e intentar negociar algo con nosotros. No han captado del todo que no tenemos nada que negociar. (...) Esta historia ha terminado, no hay duda al respecto. Tuvimos una reunión con la empresa A22, que asumió la gestión de los intereses de estos tres clubes (...) Quería esta reunión para que nadie me acusara de inaccesibilidad y arrogancia. Pero no quería estar solo en esta reunión, así que llamamos a los clubes, llamamos a las ligas, llamamos a la afición y llamamos al sindicato FIFpro. Todos estaban en la sala cuando llegaron los representantes de A22, y, ciertamente, nunca se ha visto una actitud tan desdeñosa como la que estos representantes encontraron en todos los presentes. Karl-Heinz Rummenigge les dijo: ‘Este es vuestro Waterloo’. El jefe de la afición de Inglaterra les dijo: ‘Reino Unido ha tenido más primeros ministros en los últimos dos meses que vosotros seguidores de la causa’. Pudieron ver que este era un proyecto que nadie quería. Es una pena que esto todavía se prolongue, probablemente no existiría en ninguna parte sin el apoyo de los medios", indicó Ceferin.

El presidente de la UEFA aprovechó además para arremeter contra los insurrectos instigadores de la Superliga, Barcelona, Juventus y Real Madrid, y sembró la duda respecto al club madridista: "Son grandes clubes que engloban y representan mucho más que los movimientos de sus directivos. Si un club tiene una directiva que toma decisiones equivocadas, nunca significa que estoy en contra de ese club como tal, y mucho menos de sus aficionados o jugadores. Sin embargo, es interesante señalar que de los tres clubes que se autoproclaman salvadores del fútbol, hasta donde sabemos por los medios de comunicación, uno se encuentra en proceso penal por arreglar su balance, y el otro por transferir dinero a uno de los líderes en la organización arbitral. Veremos si el tercero también tiene algo. Interesante ver cómo salvarían el fútbol... Cualquier otro comentario mío sería superfluo".

El VAR y las manos

Para terminar, Ceferin se mostró muy crítico con el VAR, tanto en la norma del fuera de juego como sobre todo en de las manos, algo que a su jucio debe cambiarse de inmediato: "La regla de las manos se ha ido alejando de todos en el último periodo. Cuando se trata de fueras de juego, podemos debatir si el VAR debe considerar un área más amplia y no intervenir en cada milímetro, pero incluso así, las cosas están claras y nadie puede discutir contigo sobre ello. Lo que sucede en el juego de manos es extraño y es difícil que los árbitros tomen decisiones. Si alguien patea la pelota con toda su fuerza desde dos metros hacia tu mano, ¿qué puedes hacer? (...). Estamos teniendo una conversación muy seria sobre esto, y estamos llegando cada vez más a la conclusión de que, una vez más, nadie entiende qué es mano y qué no. Hablé con Gianni Infantino, presidente de la FIFA, la semana pasada sobre el hecho de que todos debemos hacer algo al respecto juntos. Ya nada está claro para nadie, lo cual es muy malo para el fútbol, porque el fútbol por definición había sido muy comprensible y muy claro para todos los aficionados"