| 26 de Febrero de 2024 Director Antonio Martín Beaumont

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
Araujo cabecea el gol del empate
Araujo cabecea el gol del empate

El Barça de Xavi aprende a competir y empata ante el Sevilla

El conjunto azulgrana mejoró sus prestaciones, especialmente en el apartado defensivo, y estuvo más cerca de ganar que los de Lopetegui. Papu Gómez y Araujo, goleadores. Koundé, expulsado

| Adrián A. García Deportes

El Barcelona de Xavi Hernández ha aprendido a competir y este martes ha mejorado notablemente sus prestaciones, aunque no ha podido pasar del empate a uno en su visita al Sevilla. Papu Gómez en una jugada de estrategia y Araujo, elevándose por encima de todos en un córner, fueron los autores de los goles en un partido en el que Koundé fue expulsado.

La puesta en escena del Barça en el Sánchez Pizjuán fue muy buena. El equipo de Xavi salió a mandar y con una presión alta, impedía que el Sevilla saliera de su campo. Lopetegui se desesperaba en la banda dando indicaciones a sus hombres, incapaces de dar tres pases seguidos ante el arrojo de los azulgranas.

El único debe para los visitantes estaba en los últimos metros. El Barça llegaba a las inmediaciones del área con frecuencia, pero no acertaba a finalizar con éxito. Un cabezazo blando de Frenkie de Jong en el segundo palo o un disparo lejano de Dembélé que rechazó Bono con apuros fueron los acercamientos más significativos de los de Xavi.

Entre medias, Del Cerro Grande había anulado un gol a Rafa Mir por fuera de juego. Era el aviso de un Sevilla que de pegada va bastante bien. En el único remate a puerta de la primera parte, Papu Gómez adelantó a los hispalenses con un disparo cruzado a la salida de un córner. El argentino le ganó la partida a Abde y envío a la red la asistencia de Rakitic.

 

El Barcelona notó el golpe, pero quiso seguir con su plan de partido y encontró su recompensa en un saque de esquina. Centro de Dembélé y Araujo, imperial, se elevó por encima de todos para cabecear al segundo palo.

 

Los ajustes de Lopetegui en el descanso funcionaron porque el guion en el segundo periodo fue otro. El Sevilla tuvo más balón y al Barcelona le costaba llegar. Hubo que esperar al minuto 61 para ver el primer disparo de los de Xavi, obra de Abde, alto tras un recorte hacia la izquierda.

Pero el encuentro adquirió otra dimensión en el 63. Koundé sufrió un cortocircuito incomprensible en un futbolista profesional y vio la roja directa después de asestar un balonazo en la cara a Jordi Alba con el juego parado. El partido se calentó y las revoluciones del Sevilla aumentaron ante la complacencia del colegiado, incapaz de demostrar autoridad a lo largo de los 90 minutos.

 

Xavi movió el equipo, pidió a sus jugadores que abrieran el campo e introdujo a Gavi como falso nueve después de sustituir a Jutglá por Nico. También entró Lenglet por Eric García después de un rodillazo del delantero en el costado del central. En los locales, Gudelj sustituyó a un tocado Rakitic y En-Nesyri hizo lo propio por Rafa Mir para regresar a los terrenos de juego después de seis semanas lesionado.

El conjunto azulgrana tuvo el gol en la cabeza de Gavi, pero el canterano cabeceó desviado el centro de Abde. Más cerca estuvo Dembélé en el 83, que estrelló en el palo un zurdazo desde la frontal. Xavi acabó con Luuk de Jong como delantero centro, pero del ariete tampoco pudo darle el triunfo a un Barcelona que aprendió a competir.